Economía

Impulsan una amnistía a empleadores y bajas en las indemnizaciones

El borrador de la iniciativa que elaboró la cartera de Trabajo limita la posibilidad de hacer juicios laborales. Bajan aportes patronales

Miércoles 01 de Noviembre de 2017

El borrador del proyecto de reforma laboral que dejó trascender el gobierno establece una amplia amnistía para los empleadores que tienen su personal en negro, reduce las contribuciones patronales, disminuye la base cálculo de las indemnizaciones, amplía las facultades de la patronal para cambiar condiciones laborales y elimina la responsabilidad de la empresa principal por los incumplimientos de contratistas. Se baja a un año el plazo para que el trabajador inicie juicios laborales y garantiza inmunidad legal a las empresas por incumplimientos.

El proyecto de más de 140 artículos y 12 títulos que ya circula por todos los sindicatos, entronca con las reformas impositiva y previsional que impulsa el gobierno nacional. Esto es porque establece un monto mínimo no imponible de contribuciones patronales que se elevará gradualmente desde 2018 hasta llegar a un salario bruto de 12 mil pesos. También se produce una rebaja gradual de la alícuota de aportes patronales, hasta llegar a 19 por ciento para todos los sectores en 2022.

El primer tramo del proyecto se dedica a las disposiciones para amnistiar a los empresarios que blanqueen a los trabajadores que tienen en negro. Además de extinguir las multas por incumplimientos, se condonarán totalmente las deudas generadas por no realizar aportes a los empleadores que registren a sus trabajadores en los primeros seis meses y en un 70 por ciento a los que lo hagan en el segundo semestre.

La parte de la deuda no condonada podrá efectuarse en un plan de facilidades de hasta 60 cuotas mensuales con un interés de financiación de 0,75 por ciento mensual. Los trabajadores que sean regularizados tendrán derecho a computar hasta 60 meses de servicios con aportes calculados sobre un monto mensual equivalente al salario mínimo, vital y móvil. El plazo para las regularizaciones será de 365 días desde la sanción de la ley.

También se elimina el registro de incumplidores que había sido creado en el último régimen de blanqueo laboral aprobado durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

La propuesta también pasa por limitar a un año el período dentro del cual el trabajador le puede iniciar juicio al patrón por incumplimientos en la relación laboral.

Para abaratar las indemnizaciones, el gobierno propone eliminar de la base de cálculo el aguinaldo, los premios y otro tipo de adicionales al salario. También se habilita a negociar entre las cámaras patronales y los gremios el fondo de cese laboral, una generalización del sistema de libreta que tienen las actividades de la construcción o trabajadores rurales. Este sistema podrá reemplazar a la indemnización habitual. El fondo será administrado por un ente sin fines de lucro y de conducción tripartita y se constituirá a partir de un aporte obligatorio mensual a cargo del empleador desde el inicio de la relación laboral. El aporte se establecerá sobre un porcentaje de la remuneración mensual que perciba el trabajador en concepto de salario básico convencional y adicionales.

La reforma propone modificar el artículo 66 de la ley de contrato de trabajo y facultar al empleador para introducir todos aquellos cambios y modalidades de la prestación del trabajo, "siempre que no causen perjuicio material o moral al trabajador".

La iniciativa promueve el banco de horas, que hoy se utiliza en algunas actividades como la automotriz, que permite extender la jornada laboral y tomar las horas extras a cuenta, para ser compensadas con la disminución de otras jornadas.

El proyecto limita la responsabilidad de la empresa principal cuando una contratista en la que terceriza determinadas actividades incurre en incumplimientos.

Independiente

También se crea la categoría de "trabajador autónomo económicamente independiente". El trabajador independiente que cuente con la colaboración de hasta 4 trabajadores independientes para llevar adelante un emprendimiento podrá acogerse a un régimen especial unificado que contemple para estos últimos el aporte individual de una cuota mensual que comprende la totalidad de los aportes a la seguridad social.

La iniciativa extiende el plazo de las pasantías. La duración y carga horaria de las prácticas se definirán en los convenios colectivos de actividad, con un máximo de hasta 12 meses y una carga horaria de hasta 30 horas semanales.

Licencia

Entre los pocos artículos que introduce a favor del trabajador, el proyecto de reforma laboral extiende la licencia por paternidad a 15 días corridos por nacimiento de un hijo e incorpora la llamada "licencia Google", de 30 días corridos por año, sin goce de haberes.

La UIA no alienta bajar sueldos

El presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Miguel Acevedo, aseguró ayer que es posible impulsar "una reforma laboral sin atacar los sueldos ni los ingresos de los trabajadores".

El empresario sostuvo que "hay tres directrices bien definidas" en las que el Ejecutivo quiere hacer cambios: "la tributaria, el empleo y la cuestión política".

En cuanto a la reforma laboral en la que pretende avanzar el Ejecutivo, el empresario sostuvo que todavía no le llegó el borrador de este plan, pero advirtió que "puede existir una reforma laboral sin atacar los sueldos ni los ingresos de los trabajadores".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario