Economía

Estacioneros de Rosario alertan por la caída de la rentabilidad

Estacioneros de Rosario advirtieron ayer sobre la baja rentabilidad en la venta de combustible en la ciudad, por lo que hoy se reunirán en asamblea para evaluar la situación, informaron desde la Cámara de Estaciones de Servicios, Garages y Afines de Rosario (Cesgar).

Martes 19 de Septiembre de 2017

Estacioneros de Rosario advirtieron ayer sobre la baja rentabilidad en la venta de combustible en la ciudad, por lo que hoy se reunirán en asamblea para evaluar la situación, informaron desde la Cámara de Estaciones de Servicios, Garages y Afines de Rosario (Cesgar).

"Hemos llegado a una situación en la que debemos llamar la atención de aquellos que tienen la posibilidad de resolver esta situación (por las petroleras)", dijo el titular de la cámara, Daniel Giribone.

También hizo referencia a la falta de rentabilidad que atraviesan las estaciones de servicio de la ciudad, por lo que tienen previsto para hoy reunirse en asamblea para determinar si se declara el sector en emergencia. El encuentro será en la sede prevista hoy a las 17 en la Federación Argentina de Expendedores de Nafta del Interior (Faeni), ubicada en Cochabamba 1515.

En ese sentido, el titular de la cámara aclaró que la intención no es tomar medidas de fuerza, sino "hacernos escuchar, con las crisis que hemos vivido y la cantidad de estaciones que cerraron, no queremos volver a eso ni a los despidos".

Los expendedores hicieron un estudio en conjunto con la Universidad Nacional de Rosario, en los que afirman que muestran una caída fuerte en las ventas mensuales durante los últimos años. Así, Giribone precisó que "durante el período 2000-2017, los costos fijos subieron 3.700 por ciento y los ingresos por ventas sólo 1.950 por ciento".

Al mismo tiempo, subrayó que desde su espacio no piden que se resuelva el conflicto elevando el precio de la nafta a los clientes, ya que "nosotros también somos consumidores y a nadie le gusta que le aumenten los costos".

"Las petroleras pueden cambiar nuestro margen sin necesidad de tocar el precio de venta al público. No queremos que el consumidor pague el pato, queremos que se revierta a través de un entendimiento entre los jugadores del mercado".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario