Economía

El sueño de Paul Potts se hizo realidad

Paul Potts era un tímido vendedor de teléfonos celulares del sur de Gales. Un hombre sencillo e inseguro que amaba la música. De hecho, su sueño era vivir haciendo eso que él creía que había nacido para hacer: cantar ópera.

Domingo 13 de Enero de 2008

Paul Potts era un tímido vendedor de teléfonos celulares del sur de Gales. Un hombre sencillo e inseguro que amaba la música. De hecho, su sueño era vivir haciendo eso que él creía que había nacido para hacer: cantar ópera.

En febrero de 2007 ingresó a la versión británica del reality show American Idol (llamado Britain”s Got Talent) y apenas salió a escena en su primera presentación en Cardiff le preguntaron para qué estaba allí. “Para cantar ópera”, fue su respuesta. Dos de los tres jurados intercambiaron miradas cómplices y escépticas mientras el tercero, el famosamente cruel Simon Cowell, se cruzaba de brazos reclinándose en la silla a la espera de su momento para maltratar al participante.

No pudo darse el gusto. En los primeros diez segundos de su interpretación de Nessun Dorma, Paul ya había despertado ovaciones de pie en el público, lágrimas en el jurado y una expresión de asombro inolvidable en Cowell.

“La confianza siempre ha sido un problema para mi”, había declarado Potts antes de salir a escena. “Siempre me ha resultado difícil confiar en mi mismo”.

Quizás por eso vendía celulares en lugar de discos. Quizás lo mismo pensó Simon, que le dijo sorprendido: “¿Vendés celulares y sabés hacer esto?”.

Pocas veces he visto una escena tan conmovedora e inspiradora como el video de la presentación de Paul, que puede encontrarse en You Tube (si no lo vieron, por favor háganlo). Y he decidido que lo voy a usar como caso en mi trabajo, por la simple razón de que emprender es ni más ni menos que lo que hizo Paul: buscar todo el tiempo cómo vivir haciendo lo que creemos que nacimos para hacer. Se trata de buscar y, eventualmente, de encontrar.

Paul nos enseñó dos cosas:

  • Que la falta de confianza puede hacer que vendamos celulares, cuando lo que queremos es cantar (o viceversa, da lo mismo). 
  • Que si la pasión es lo suficientemente fuerte y genuina, logra superar cualquier falta de confianza. Logra que un hombre tímido se enfrente a dos mil personas, cámaras de televisión e inclusive a Simon.

Paul ganó el concurso. En julio lanzó su CD “One Chance” que alcanzó el primer lugar en ventas en el Reino Unido. Ya no vende celulares.

www.enpiyama.com.ar

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario