Economía

El rebote de la economía se frenó en los últimos meses del año 2017

Así lo advierten estudios privados tras concerse la revisión que realizó el Indec sobre los datos del año. El veranito duró entre marzo y agosto

Martes 09 de Enero de 2018

El rebote de la economía en el año electoral duró poco. De acuerdo a los datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), la actividad atraviesa por un "relativo estancamiento" desde agosto último. El freno al crecimiento se consolidó estadísticamente, luego de que el organismo diera a conocer una revisión de los datos publicados durane el año.

En diciembre, el Indec corrigó los datos provisorios del Estimador Mensual de Actividad Económica (Emae). Se corrigieron al alza la mayoría de las cifras y a la baja los últimos tres datos disponibles, que eran de julio, agosto y septiembre.

El Instituto de Análisis de la Realidad Fiscal (Iaraf) señaló que "la recalibración muestra un relativo estancamiento de la actividad económica a partir de agosto". El nuevo dato de octubre arroja una caída de 0,02 por ciento respecto del mes anterior en términos desestacionalizados. "En los últimos dos meses disponibles el crecimiento de actividad es nulo", dijo.

El centro de estudios detacó que "antes de la corrección, la actual recuperación económica", se mostraba como "la más sostenida de los últimos seis años".╠ Con las nuevas cifras, se puede ver una reducción en la actividad en el periodo comprendido entre noviembre de 2016 y febrero de 2017, seguido por una corrección al alza en el periodo de marzo 2017 a agosto de 2017 y, finalmente, una fuerte corrección negativa por 0,22 por ciento para septiembre", argumentó.

El vaivén se ajusta a la reacción de la actividad económica a la mayor ejecución de obra pública y cierto estímulo al financiamiento previo a las elecciones.

De acuerdo a distintos economistas, con esta nueva realidad estadística se demora el momento en e l que la economía igualará el picode actividad de junio de 2015. Se espera que ese momento llegue con los datos de fin de año, dos años y medio después.

El economista jefe de Ecolatina, Lorenzo Sigaut Gravina, pronosticó que el país crecerá este año solo 2,5 por ciento, un punto menos que lo previsto por el gobierno.

Para Jorge Vasconcelos, del Ieral, el cambio de las metas de inflación anunciado a fin de 2017 es un nuevo episodio de "prueba y error" del gobierno. Y refleja la preocupación oficial porque las elevadas tasas reales de interés comenzaban a "amenazar la evolución del nivel de actividad", dijo.

"Este nuevo mix no es bueno para mantener acotadas las expectativas de inflación pero parece diseñado para evitar que el ritmo de crecimiento perfore el piso del 2 por ciento anual, un riesgo sobre el que alertaron los últimos datos desestacionalizados del Emae", dijo.

"La preocupación por sostener el crecimiento deviene también de la floja performance de las exportaciones y de una recuperación de la inversión que está ocurriendo a un ritmo moderado", dijo.

Desde 2015, la tasa de inversión aumentó de 19,4 por ciento a 19,8 por ciento del PBI) pero el déficit de cuenta corriente d pasó de 2,3 por ciento a 4,5 por ciento del PBI en igual período. Es decir que sólo un quinto de la nueva deuda externo se destinó a la formación de capital.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario