El empresario Pescarmona se presentó como "arrepentido"
El empresario Enrique Pescarmona, titular de la firma que lleva su apellido, se presentó ayer ante la Justicia como nuevo "arrepentido" en la causa de los cuadernos.

El empresario Enrique Pescarmona, titular de la firma que lleva su apellido, se presentó ayer ante la Justicia como nuevo "arrepentido" en la causa de los cuadernos. A través de un escrito se ofreció "a colaborar" y ayudar a Francisco Valenti, directivo de la compañía detenido hace 25 días acusado de ser partícipe de la asociación ilícita que se dedicó a la recaudación de fondos ilegales.

A pricipios de semana Valenti (director de Industrias Pescarmona) amplió ante el fiscal Carlos Stornelli su declaración indagatoria y pidió ser incluido como arrepentido. El empresario está señalado de haber realizado pagos ilegales por 2,8 millones de dólares.

Un día después, el ejecutivo volvió a Tribunales Federales de Comodoro Py con el objetivo de firmar un acuerdo de colaboración que quedará sujeto a la homologación del juez Claudio Bonadio.

En ese en ese contexto, Pescarmona se presentó ante la Justicia, y se "ofreció a colaborar" y "ayudar a su directivo", quien, según la acusación de Stornelli, "realizó pagos por parte de Impsa SA al ex número dos del Ministerio de Planificación Roberto Baratta en el hotel Feir's Park en varias oportunidades: ocho en 2008. En 2009 le atribuyen cuatro, una de ellas por 150.000 dólares".