Economía

Cruces, reclamos y lamentos por la adhesión al fondo federal de la soja

La asamblea entre productores y el gobierno provincial, convocada por éste para debatir su idea de reclamar la suspensión de las retenciones a la soja por 180 días pero igual aceptar el fondo que prometió coparticipar el gobierno central, sirvió de catarsis para todos. Un marco de contención en el que cada sector pudo ratificarse en sus posiciones a viva voz.

Jueves 26 de Marzo de 2009

La asamblea entre productores y el gobierno provincial, convocada por éste para debatir su idea de reclamar la suspensión de las retenciones a la soja por 180 días pero igual aceptar el fondo que prometió coparticipar el gobierno central, sirvió de catarsis para todos. Un marco de contención en el que cada sector pudo ratificarse en sus posiciones a viva voz.

Productores autoconvocados, Carsfe y Federación Agraria pidieron con crudeza al gobernador que no adhiera a la oferta de la presidenta Cristina Fernández, los legisladores de la oposición sumaron sus críticas y los del oficialismo lo defendieron. Intendentes y presidentes comunales se posicionaron de un lado y otro del dilema. Nadie se movió un ápice pero todos fueron contenidos en una suerte de asamblea entre grave y distendida, en un Salón Blanco de la Casa Gris colmado.

Sin locutor oficial, Binner se sentó al frente rodeado de todos sus ministros, menos el de Economía, Angel Sciara. Dio la bienvenida con una pausada y meticulosa explicación de sus acciones ante la presidenta de la Nación revelando infidencia: "Nos dijo que si le sugeríamos cómo reemplazar los fondos que percibe con las retenciones pensaría en suspenderla por 180 días como le hemos propuesto para que se reanude la actividad", contó el gobernador, y deschavó a Cristina: "Le llevamos nuestros cinco puntos —lo que volvió a explicar ayer— y aunque no pusimos las cifras éstas cierran bastante bien. En el ínterin anunció el decreto de coparticipación de los fondos".

El senador socialista, Rubén Giustiniani no sólo adhirió a la decisión de reclamar la suspensión y aceptar el fondo, sentenció además que "la crisis es un horizonte de desempleo para miles de argentinos".

Cinco productores agropecuarios autoconvocados pidieron la palabra sucesivamente abriendo el debate de un modo que petrificó el rostro del gobernador y los 11 ministros en el frente del salón.

Otros cálculos. Horas antes la Bolsa de Comercio de Santa Fe dio a conocer un estudio aseverando que Santa Fe sólo recibirá 262 millones de pesos y no 650 millones . El decreto 206 "en sus considerandos establece que se aplican algunos artículos de la ley de coparticipación porque al 30 por ciento hay que hacerle deducciones de fondos que quedan para la Nación, de los ATN que se distribuyen discrecionalmente, y del fondo de recupero para las provincias", señaló la entidad.

El capítulo político lo abrió la diputada Alejandra Vucasovich, quien lamentó que Binner convocara a la asamblea luego de haber decidido aceptar el fondo y lo interpeló acerca del modo en que repartirá la provincia los fondos a los municipios y comunas señalando que constituía "otra injusticia que los municipios grandes, que no tienen sembrado un metro de soja, recibieran más fondos que aquellas poblaciones chicas que aportan desde esa actividad".

Los intendentes de Santa Fe, Mario Barletta, y de Rosario, Miguel Lifschitz, también hablaron.

Los diputados provinciales peronistas de los bloques Santa Fe Federal, Compromiso por Santa Fe y Peronismo Santafesino llevaron un documento conjunto. Reclamaron que el Estado nacional coparticipe los ingresos fiscales provenientes del cobro de derechos de exportación sobre la soja de un modo "justo y equitativo" y, de la misma manera se agreguen al Fondo Federal Solidario las partidas que reciben las 10 provincias argentinas productoras de hidrocarburos.

Binner aseveró que "seguiremos batallando para suspender las retenciones". La Casa Gris aceptó el fondo de Cristina.

Sueldos

Consultado el líder de la CGT, Hugo Moyano, sobre si el dinero que se recaude por la coparticipación de las retenciones a la soja se podría destinar para incrementar salarios de empleados públicos, consideró que podría ser una alternativa que ayudaría a los Estados y apuntalaría el consumo, y consecuentemente la actividad económica.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario