Economía

Claves de la licitación para ser agente financiero provincial

El NBSF y el Banco Nación compraron hasta ahora los pliegos. El contrato será por cinco años. Los cambios en las condiciones.

Domingo 17 de Marzo de 2019

El Nuevo Banco de Santa Fe y el Banco Nación son hasta ahora los dos jugadores en carrera para ejercer como agente financiero de la provincia a partir del 30 de junio, cuando venza el actual contrato. Se trata de un negocio cuyas características cambiarán con la nueva licitación, ya que estará vinculado al "sistema financiero público", que lanzó el gobierno de Miguel Lifschitz hace un mes. El pliego contempla, además, un aumento de al menos $ 50 millones en el canon a pagar por el administrador, que actualmente ronda los $ 230 millones .

En dos semanas, el 28 de marzo, la provincia abrirá los sobres técnicos de la licitación. Los interesados deben garantizar "una presencia territorial que permita atender a todos los empleados y pasivos de Santa Fe que tienen cuenta bancaria en el agente financiero y que facilite el cobro de los impuestos provinciales", detalló el ministro de Economía provincial, Gonzalo Saglione.

Uno de los principales cambios del nuevo contrato de concesión es que el nuevo agente financiero no guardará más los depósitos judiciales. Los de Rosario ya están hace unos años en manos del Banco Municipal. El resto pasará ahora al nuevo banco público de inversión que pretende crear la provincia.

"Estamos llamando a licitación para volver a contratar el servicio de agente financiero bajo nuevas reglas de juego, y podemos hacerlo porque el actual contrato vence el 30 de junio", detalló Saglione y aseguró que eso permite hacer varios cambios en las condiciones de contratación.

Junto a la renovación del contrato de agente financiero, el gobierno provincial propone recrear una banca pública de inversión, que Santa Fe perdió en la década de los 90.

"Hablamos del sistema financiero público, porque no es sólo la propuesta de creación del Banco de Desarrollo de la provincia sino que es algo más integral", explicó el ministro de Economía. Además de esa entidad se creará un fideicomiso productivo y un fondo de garantía. "Las tres cosas se relacionan con el pliego de licitación del agente financiero", agregó Saglione ya que "el que resulte ganador tendrá vasos comunicantes con estas tres cosas".

Así, precisó que el nuevo agente financiero tendrá que invertir un monto de dinero determinado para fondear el fideicomiso productivo, y, además, deberá destinar en su plan de negocios líneas de préstamos orientadas a empresas que tengan como respaldo el fondo de garantía de Santa Fe.

El funcionario reconoció que la decisión de quitarle la cuenta de los depósitos judiciales "tendrá un impacto y reducirá la magnitud del negocio" de la entidad que resulte ganadora de la nueva licitación, pero aclaró que desde el gobierno "lo concebimos para que sea beneficioso para la economía santafesina".

Aclaró que los cambios no pondrán en peligro los puestos de trabajo. "El pliego exige el sostenimiento de los empleos hoy existentes, ya sea para el Nuevo Banco de Santa Fe si resultase ganador o para la entidad que gane", dijo. Y aclaró que "se establece un período de un año de transición dentro del cual los actuales empleados del NBSF, si no resultase ganador, pueden optar por pasarse a la entidad que pase a ser agente financiero de la provincia".

El proceso

El gobierno espera llegar "sin inconvenientes" al 30 de junio cuando vence el actual contrato, para firmar el nuevo y adjudicarlo a la entidad ganadora. Hasta ahora, el Banco Nación y el NBSF adquirieron los pliegos. Pero Saglione no descarta que antes del 28 de marzo, cuando se abran los sobres, se presente "alguna otra entidad que esté en condiciones de cumplir con los requisito mínimos de presencia territorial".

El despliegue en el terreno es "un elemento muy importante que se valora positivamente al momento de calificar las ofertas que es que el banco". En primer lugar, para que permita atender a todos los empleados y pasivos de Santa Fe que tienen cuenta bancaria porque están cobrando un haber jubilatorio o un sueldo mensual en el banco que actúa como agente. Por otra parte, para que facilite el cobro de impuestos.

También la oferta por el canon suma puntos. El piso mínimo que exige en esta oportunidad la provincia por un contrato de cinco años con posibilidad de renovarlo por otros cinco, es el 3,5 por ciento de la masa salarial que paga mensualmente la provincia a activos y pasivos durante los primeros tres años, y el 4 por ciento, en los dos últimos.

Hoy el canon se fija en base a la recaudación. Con el nuevo criterio ingresarían a la provincia alrededor de $ 50 millones anuales más que el actual, precisó el funcionario.

Actualmente recibe entre $ 220 y $ 230 millones anuales de canon, de modo que con el cálculo mínimo fijado en la nueva licitación serían "casi 300 millones de pesos" como base.

Ese es el piso. Queda por ver qué cotizarán las entidades, ya que eso también suma puntos para ganar la compulsa. "Si cotizan el piso no suman puntos para la calificación económica", apuntó el ministro de Economía.

Así, la entidad que supere ese mínimo y tenga la cotización más alta se quedará con los 100 puntos de la valuación económica.

El otro paso es la calificación técnica en la cual se evaluarán dos aspectos: por un lado, la capacidad y presencia territorial del banco, es decir la calificación crediticia y su solvencia; y por otro, el plan de negocios o inversiones, es decir qué propone realizar en materia de expansión territorial en la provincia y en materia de política crediticia en la provincia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});