Economía

Buen momento para la compra de bonos y acciones

Los mercados tuvieron un movimiento diferente al habitual. El dólar blue comenzó a trepar, las acciones a recortar precios, y los bonos con un deslizamiento a la baja.  

Domingo 21 de Junio de 2015

El mercado tuvo un ajuste en precios ligado a las versiones de cesación de pagos de Grecia y el efecto “Zannini”. Los precios lucen muy atractivos.

Los mercados tuvieron un movimiento diferente al habitual. El dólar blue comenzó a trepar, las acciones a recortar precios, y los bonos con un deslizamiento a la baja.

¿Qué paso con el dólar blue?

Resulta natural que en la medida que nos aproximemos a las elecciones presidenciales, comience un proceso de dolarización de portafolios. Las elecciones Paso son el 9 de agosto, y probablemente el próximo presidente se defina en segunda vuelta el 24 de noviembre. Habrá cinco meses para esperar el resultado final. El que espera desespera, y muchos inversores postergaron la toma de decisiones, hasta conocer el resultado de la contienda presidencial.

En este escenario, el gobierno nacional inició una sería de inspecciones a distintos actores de mercado, que hizo revolotear la cotización del blue, y lo ubicó por encima de 13 pesos.

No vemos, por ahora, una suba del dólar blue. La economía sigue en un proceso de desaceleración económica, y mucha gente esta desahorrando en la moneda dólar para enfrentar compromisos comerciales. Nos parece que más cerca de agosto, veremos un avance más palpable en la cotización.

La gran emisión monetaria, le pago retroactivo de las paritarias, y el medio aguinaldo, dejaran al mercado inundado de pesos, lo cual, podría hacernos pensar, que el dólar podría tener una suba para dicha fecha.

Las acciones. Esta semana venció el mercado de futuros y opciones y la plaza accionaria volvió a quedar limpia. Si bien, los mercados mundiales están en vilo, en función de lo que suceda con Grecia, todavía falta un mes para la catástrofe, si es que se produce.

El 30 de junio Grecia debe afrontar un pago al Fondo Monetario Internacional (FMI), que lo puede posponer por 30 días. El 20 de julio tiene que pagarle a los bancos europeos. Hay tiempo suficiente para que los mercados reaccionen a la suba. La Reserva Federal de Estados Unidos podría comenzar la suba de tasas, pero lo hará tímidamente. Hoy la tasa de corto plazo se ubica en niveles muy bajos, y para fin de año podría ubicarse en torno del 0,5% al 0,75% anual. Para fines del año 2016 podría ubicarse en torno del 1,5% anual. No es un nivel de suba que pueda generar una hecatombe en los mercados mundiales.
En Argentina hemos visto una fuerte corrección en precios de las acciones. Luego de la suba de los primeros meses del año, cuando se decía que ganaba las elecciones presidenciales Mauricio Macri, sobrevino una fuerte baja. Hoy estamos en niveles muy lejanos a esos máximos, con gran liquidez en el mercado, dificultad para ahorrar en dólar blue, y acciones con buena perspectiva a futuro, si el próximo gobierno tiene una orientación más proclive a la exportación, mostrando una mejora en el tipo de cambio.

Comprar bancos y petroleras nunca está de más, en este escenario.

Bonos. Tendrán un recorrido muy alcista. El gobierno esta interviniendo en el mercado, y sale a vender Boden 2015 y Bonar 2017 para contener la suba del dólar, esto hace que estos título estén a precios muy apetecibles, con ganancias que rondan el 10% anual en dólares.

Para los más avezados, comprar el bono con descuento en dólares, bajo ley argentina y con vencimiento en el año 2033, nos implica invertir hoy $ 1.575 y cobrar el 30 de junio una renta de u$s 5,73, y probablemente venderlo a igual precio después del corte de cupón.

Conclusión. No creemos que Grecia termine generando un desplome de todos los mercados del mundo. Pero dejamos sentado que la posibilidad esta, y esto es mercado, nadie sabe lo que va a suceder. Por lo que está en juego, deberían acordar antes del 30 de junio.

Argentina no puede asustarse ante un vicepresidente, en donde la oposición y los medios lo muestran como un virus destructor. Cuando en realidad los vicepresidentes en argentinas nunca tuvieron gravitación en las decisiones trascendentales del país.

Comprar bonos y acciones, es una muy buena opción para el inversor, en el caos del dólar, todavía hay tiempo para comprar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS