Economía

Avanzaba en Diputados el plan de reforma tributaria

La iniciativa baja aportes patronales a las empresas y sube impuestos a algunos bienes de consumo. Grava a cooperativas

Miércoles 20 de Diciembre de 2017

La Cámara de Diputados se encaminaba anoche a dar media sanción al proyecto de reforma tributaria, que contempla una reducción de Ganancias para las empresas que reinviertan sus dividendos y lo aplica a algunas actividades de cooperativas y mutuales. También disminuye en forma gradual los aportes patronales en un plazo de cinco años y gravan las indemnizaciones que excedan el mínio legal y aplica el impuesto, entre otras cosas.

Este proyecto forma parte del paquete de iniciativas económicas impulsadas entre el gobierno y los mandatarios provinciales, que está integrado por el pacto fiscal, el presupuesto 2018 y la reforma previsional que ayer por la mañana se convirtió en ley en Diputados.

Uno de los puntos centrales del pacto fiscal acordado entre el Poder Ejecutivo y los mandatarios provinciales prevé la eliminación de Fondo del Conurbano y de la asignación específica para el Ansés, que será solventado de aquí en más por los ingresos generados a través del denominado impuesto al cheque.

El acuerdo fiscal con las provincias ya fue aprobado por el Senado y será convertido en ley.

Por lo pronto, la Cámara de Diputados se encaminaba a votar en horas de la medianoche el proyecto de reforma tributaria que propone medidas para incentivar la inversión empresaria al establecer la rebaja en las alícuotas del 35 por ciento al 25 por ciento para las empresas que reinviertan sus ganancias, gravar la renta financiera y aumentar impuestos internos a la cerveza y el cigarrillo, entre otras cuestiones.

La iniciativa será aprobada con el respaldo de los legisladores de Cambiemos, del interbloque Argentina Federal, Evolución Radical, Frente Cívico de Santiago del Estero y con disidencias parciales en el massismo.

Por el contrario, los diputados del kirchnerismo y la izquierda rechazarán el proyecto.

El presidente de la comisión de Presupuesto, Luciano Laspina, aseguró que el proyecto de reforma tributaria impulsada por el gobierno nacional busca reducir la "pesada mochila que tiene la economía" en materia impositiva, además de "generar incentivos para la inversión y la creación de empleo".

En tanto, el ex ministro kirchnerista Axel Kicillof, denunció que se trata de "una reforma neoliberal donde se bajan los aportes patronales y ponen esa carga tributaria en los consumidores".

A su turno, el massista Marco Lavagna consideró que el proyecto "no trabaja sobre el fondo de la cuestión, que es cambiar la matriz impositiva en Argentina"; y que "en realidad no se elimina ningún impuesto, ya que se bajan algunos impuestos y se suben otros".

Cooperativas

El diputado santafesino Luis Contigiani, en su intervención, pidió la eliminación de los artículos 23 y 24 del proyecto, que incorporan a cooperativas y mutuales al régimen del impuesto a las ganancias. "Es un horror jurídico, porque las mutuales y cooperativas no tienen ganancias, sino que reinventen utilidades entre sus propios socios. Y son estos los que terminan en todo caso pagando individualmente ganancias", indicó.

"Se habiita con este proyecto un antecedente muy peligroso, porque si bien se habla de los servicios financieros y de crédito, le estaríamos abriendo con los artículos 23 y 24 la puerta a equiparar a una cooperativa y una mutual con una sociedad anónima", dijo.

Más adelante, en su intervención el legislador mencionó: "Esto es desconocer la esencia de la economia social. Y comparto esta mirada con el bloque del Nuevo Espacio Santafesino, y la legisladora Alejandra Rodenas. Ambos venimos de una provincia que es la más cooperativizada del país".

Puntos en debate

La iniciativa inicial presentada por el Poder Ejecutivo recibió significativos cambios en las discusiones previas, como fue el caso de las bebidas azucaradas, a la que se le intentó poner una alícuota del 17 por ciento y finalmente se mantuvo el actual impuesto de 4 por ciento para aquellas gaseosas que tienen jugo de limón y 8 por ciento para las analcohólicas, con o sin azúcar.

Otro eje del proyecto es la exención del impuesto a las ganancias para los inversores no residentes, salvo en el caso de Lebacs.

Un cambio significativo fue rebajar a la mitad el IVA de los pollos, cerdos, y conejos.

Otro de los cambios estuvo vinculado a los impuestos internos de la cerveza, que, a propuesta del justicialista Diego Bossio, se elevó desde el 8 por ciento actual al 17 por ciento, a pesar de la queja de las empresas del sector.

El proyecto prevé, además, que las empresas no pagarán aportes patronales hasta una remuneración bruta de $12.000 para 2022, en una escala que comienza el año próximo con $2.400 pesos, prosigue en 2019 con $4.800, en 2020 con $7.200 y en 2021 con $9.600 pesos.

En este marco, la iniciativa _en su artículo 115_ hace referencia a la telefonía móvil y establece elevar de 4 por ciento a 5 por ciento la alícuota que grava "el importe facturado por la provisión de telefonía celular y satelital al usuario". Al mismo tiempo, eliina la asignación del impuesto a los celulares para financiar el deporte.

Por otro lado, se acordó dispensar a la Afip de seguir o no con la acción penal cuando así lo considere.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario