Economía

Aumentan asignaciones familiares y el beneficio universal por hijo

Lo anunció la presidenta Cristina Fernández.. La AUH pasó de 220 a 270 pesos mensuales. También se fijaron nuevos topes para el cobro de asignaciones de los trabajadores registrados.

Jueves 08 de Septiembre de 2011

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció ayer el aumento de la asignación universal por hijo de 220 a 270 pesos, lo que supone un incremento del 22,7 por ciento, y la suba del tope para el cobro de las asignaciones familiares, que abarcará a trabajadores formales con salarios de hasta 5.200 pesos.

El incremento de la asignación universal beneficiará a 370 mil personas en la provincia de Santa Fe, de las cuales 100 mil son de Rosario.

Durante una acto en el Salón de las Mujeres del Bicentenario en la Casa de Gobierno, la presidenta se comprometió a seguir trabajando por una Argentina con "mayor inclusión social, equidad e igualdad". En esa oportunidad, también anunció que la asignación por discapacidad se incrementará de 880 a 1.080 pesos, lo cual beneficiará a 3.591.565 niños de hasta 18 años en todo el país, incluyendo las que perciben las embarazadas.

Por otra parte, la mandataria dio a conocer modificaciones en los topes remunerativos de los trabajadores registrados que perciben las asignaciones familiares: el rango hasta 2.400 pesos se elevó a 2.800 y cobrará 270 pesos de asignación por hijo; el de 2.800 pasó a 4.000 pesos y cobrará 204 pesos; y de 4.800 se elevó a 5.200 y pasará a cobrar 136 pesos.

Para Cristina la asignación universal por hijo constituye uno de los "pilares del proceso de inclusión y mejoramiento de la economía" que se pudo implementar en noviembre de 2009 a partir de "haber recuperado la administración de los recursos de los trabajadores en la órbita del sector público", con un "impacto impresionante en la sociedad".

El impacto fiscal. "El impacto presupuestario de este aumento es de 2.189 millones pesos más anualmente y, de esta manera, la inversión por asignación universal por hijo y embarazo pasa a 11.824 millones por año", precisó la mandataria.

Por otra parte precisó que constituye "el programa social más importante que se conoce a nivel global en términos de participacion del Producto Bruto Interno (PBI), que además logró transparencia y llegada que, además de eliminar políticas clientelares, también puede existir simultáneamente con el sistema de trabajo registrado".

En asignaciones familiares para trabajadores registrados, la jefa de Estado precisó que con las modificaciones en los topes remunerativos se incorporan 138.608 niños que hasta ahora no percibían ninguna asignación y que la inversión anual aumentará 3.125 millones de pesos más, lo que eleva la cifra a 12.637 millones.

En total, entre la asignación universal por hijo y las familiares se invierte un total de 24.461 millones de pesos por año, lo que implica "un esfuerzo muy grande de toda la sociedad argentina", según destacó la mandataria.

Tendinitis. Por otra parte, durante su discurso la presidenta se refirió al reclamo de los trabajadores de subterráneos, Afirmó que continúa "apostando a la contemplación del otro, a la cordura y a la racionalidad", al referirse al planteo sindical realizado por delegados de Metrovías, que denunciaron que recargar las tarjetas del sistema Sube produce "tendinitis" a los trabajadores.

Al referirse al planteo gremial, destacó que gracias a las políticas de no criminalización de la protesta social implementadas desde mayo de 2003, "ser revolucionario es lo mas fácil que hay" y destacó: "Yo siempre pretendí ser peronista, no revolucionaria".

Pobreza

La tasa de pobreza bajó al 8,3% de la población en el primer semestre del año, que implica una baja de 1,5 puntos porcentuales en relación a los seis meses anteriores, según anunció ayer la presidenta Cristina Fernández. Adelantó así las cifras que el 26 de septiembre difundirá el Indec respecto del primer semestre de 2011.

Fuerte respaldo a la medida

El titular de la Confederación General Empresaria (CGE), Marcelo Fernández, elogió el aumento de las asignaciones familiares anunciado por la presidenta Cristina Fernández y destacó que es una medida que “fortalece el mercado interno”. Según explicó, “desde la visión empresaria, especialmente desde las pymes, esta medida no sólo tiene un aspecto social sino un impacto económico, ya que aumenta el poder de compra y fortalece el mercado interno”.
  En tanto, los titulares de la CGT, Hugo Moyano, y de la CTA, Hugo Yasky, se mostraron conformes con el anuncio. El camionero dijo que la medida es “excelente”, agregó que “era lo que la CGT estaba pidiendo y se ha cumplido”, y reiteró que el vínculo con la presidenta es “excelente”.
  Por su parte, Yasky recordó que “la asignación universal por hijo es una conquista del pueblo argentino” y aplaudió los aumentos porque “siguen elevando los derechos sociales en la Argentina”.
Desde la oposición el jefe del bloque PRO en la Cámara de Diputados, Federico Pinedo, opinó que el incremento “era una medida necesaria que veníamos reclamando hace tiempo porque la inflación se come el valor” del beneficio.
A su vez, el diputado socialista Roy Cortina cuestionó que el aumento de la asignación universal “esté atado a la voluntad discrecional de la presidenta en razón de la coyuntura política, en vez de avanzar en la sanción de una ley que disponga su actualización trimestral”.
La senadora por la Coalición Cívica María Eugenia Estenssoro valoró la medida y planteó que “las asignaciones familiares, incluido el ingreso a la niñez, deberían actualizarse dos veces al año por ley, como las jubilaciones”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario