Cartas de lectores

Socios vitalicios

He leído con agrado la nota de dos páginas en el suplemento Ovación del Decano de la Prensa Argentina, el martes 4 del corriente mes.

Miércoles 12 de Septiembre de 2018

He leído con agrado la nota de dos páginas en el suplemento Ovación del Decano de la Prensa Argentina, el martes 4 del corriente mes. Totalmente de acuerdo con lo expresado por el señor presidente, Sebastián Franco, y el secretario, Darío Pasinato, del Club Atlético Provincial. Los logros a los que se refieren son exactos. Los socios siempre estuvimos fieles al club, a pesar de los malos momentos de 2002 (léase quiebra). Todo quedó atrás, por suerte, por la colaboración estimada de todos los socios del club. En mi caso, asociado con más de 30 años, siento que el club no ha cumplido de idéntica manera; aún estoy y estamos, gran cantidad, a la espera de que se nos nombre socios vitalicios, que a la postre es el fin de cada asociado a lo largo de toda una vida en el club. El fin de esta carta es mi reclamo como socio vitalicio a la brevedad.

José Alberto Bernaba
Socio activo N°166.817


¿El 63,57 por ciento en lugar del 83 por ciento?

En el año 2012 inicié ante la Caja de Jubilaciones y Pensiones de Santa Fe un pedido de reajuste de mis haberes previsionales. Pasaron varios años de trámite hasta que el Poder Ejecutivo le ordena realizar el reajuste conforme normas legales, jurisprudenciales y contencioso administrativo, tales como caso "Lagger" A. y S. T255. páginas 235/239, ley 12.464 y decreto N° 0851/11, pero la Caja no los aplica y manteniéndose en la perimida doctrina "Carnielli" dicta la resolución 1462/17 del 12/12/17 —que no fue impugnada por causas de salud— aplicando un mínimo reajuste. Contra la misma se pidió revisión y luego nulidad por falta de motivación y arbitrariedad. La Caja aplica al suscripto la "razonable proporcionalidad" y paga el 63,57 por ciento del 83 por ciento sin dar ningún tipo de explicaciones dentro del expediente. O es una orden superior que al personal policial retirado se le aplique ese descuento, o es desconocimiento de las oficinas técnicas de las normas vigentes. Omisión dolosa o mala praxis. La razonable proporcionalidad se aplicó en forma general en una situación económica de la provincia que desde hace tiempo no existe. La proporcionalidad terminó con la ley 12.464/05.

DNI 6.029.435


Que el árbol no tape el bosque

Es probable que el ex ministro de Planificación haya dado en la tecla respecto a quién fue el verdadero autor de los cuadernos del "Gloriagate". Quien haya leído algún artículo de Durán Barba encontrará sospechosas similitudes en su forma de escribir y la que presentan los cuadernos aportados a la Justicia por el periodista Diego Cabot, que seguramente habrá planificado con este personaje (que se tiñe de negro) el mejor momento para hacer estallar el escándalo y así comprometer a gente proba como lo fueron Cristina, De Vido, Baratta y varios otros personajes; y de paso desviar la atención del ciudadano que estaba observando con preocupación los desaguisados del gobierno de Cambiemos (si algo caracteriza al ex ministro es su rigurosidad por la verdad y lo perspicaz que es). Sólo hay que exigir un peritaje caligráfico y seguramente saldrán a la luz los oscuros designios de quienes pretendieron engañar al hombre común, mancillando el buen nombre y honor de personas que sólo buscaron llevar el bienestar a los hogares argentinos asegurando el futuro de tantos jóvenes que, si bien no trabajaban ni estudiaban, les estaba permitido militar en favor de la igualdad de oportunidades, que seguramente lograrían, una vez que hubieran llegado a encaramarse en la cúspide de La Cámpora.

Mariano Aldao


Cocheras fantasmas

Estoy harta de que inventen cocheras usufructuando el espacio de todos. En Callao 1141 abrieron un consultorio de estética, y aprovechando el portón de ingreso a la propiedad, inventaron una cochera, pintaron el cordón de amarillo, y pusieron el cartel de "Prohibido estacionar" para que nadie excepto ellos, puedan hacerlo. La cochera inventada está atravesada por el mostrador para atención a los clientes, no ingresando ni saliendo nunca vehículo alguno. En zonas como estas, dónde es tan difícil conseguir un lugar para estacionar, la Municipalidad a través de la Dirección de Tránsito, debiera controlar a partir de las denuncias para que esto no suceda. Porque sino, con la ley de la selva, cada uno hace lo que quiere, hasta comprarse el cordón de la vereda pública para usufructo propio.

DNI 13.449.665


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario