Cartas de Lectores

Procreación de perros y gatos

Jueves 17 de Diciembre de 2020

La pandemia no es un obstáculo para la procreación de perros y gatos. Tampoco lo es para que se cierren los Centros de Esterilización Barriales y que las que se realizan en la sede del Imusa sean insignificantes para el decrecimiento de la curva de la población de animales de compañía. Ahorrar en el presupuesto destinado a Salud Pública Veterinaria no es una ganancia señor intendente, sino una gravísima falta de criterio y responsabilidad en un área crítica y muy sensible .

Existen tres ordenanzas y una ley provincial que determinan que las autoridades de los municipios deben costear los insumos necesarios para practicar estas cirugías.

La Intendencia de Rosario está demostrando una actitud que no condice con la prevención de un crecimiento exponencial en la curva de natalidad de los caninos y los felinos .

Mientras en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y en numerosos municipios santafesinos se han incrementado las campañas destinadas a impedir el aumento de la población animal ,en Rosario se ha disminuido la cantidad de turnos ofrecidos en una proporción alarmante, situación muy grave para la población aquejada por la crisis económica .

Rosario fue la primera ciudad importante del país en introducir la esterilización quirúrgica en 1992. Hoy, a 28 años de su aplicación, observamos una negligencia muy grave de las autoridades municipales al retacear la adquisición de insumos médicos destinados a consolidar un sistema ético y eficiente para regular el crecimiento de la población urbana de animales.

Hace pocos años que el Imusa fue trasladado del área de Promoción Social al de Salud Pública para incidir favorablemente en la salud pública y para obtener mayores recursos presupuestarios. Lamentablemente nada de esto ocurrió. La Municipalidad no puede retirarse de su rol central en la política veterinaria animal.

Felisa Aurascoff

Asociación Animalista Gandhi

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS