Cartas de lectores

La Educación Sexual Integral

Investigando un poco sobre cómo se está encarando la Educación Sexual Integral (ESI), encuentro diferentes posturas en los establecimientos escolares.

Miércoles 17 de Octubre de 2018

Investigando un poco sobre cómo se está encarando la Educación Sexual Integral (ESI), encuentro diferentes posturas en los establecimientos escolares. Demasiados años de silencio preceden a esta disciplina tan cara a nuestra formación. Siempre es buen tiempo para empezar algo bueno. Por ello sumamente preocupada por los planes de estudios existentes en la materia, pregunto: a) ¿Esta enseñanza se desarrolla a través de un programa común a todos los establecimientos secundarios elaborado por los ministerios de Salud y Educación?, b) ¿Se encara esta parte de la educación como una materia de estudio, c) ¿A cargo de qué profesionales está su dictado?, d) Considerando que la sexualidad comienza con la vida y es parte fundamental en su transcurso hasta la muerte, ¿cómo se la encara? Profundo y maravilloso tema que a todos nos fascina, nos forma y conduce, no debe ser tratado con ligereza. Hasta acá lo que he visto me preocupa. Me consta que en algunas escuelas se trató en un todo de acuerdo a la ley sancionada hace 12 años, la cual aún deja mucho que desear, pero en otras sólo fue una charla preparada por los alumnos de 5º año, destinada a los de 3º año, previamente evaluada por profesores. No es serio. Podrá servirle al establecimiento para cumplir algún requisito académico, pero al alumno que lo necesita le sirve de muy poco. Seamos cuidadosos. Es preferible no comenzar si no se tienen los conocimientos apropiados, la planificación adecuada y bien formados a los capacitadores. No sigamos teniendo miedo de hablar con nuestros hijos, nietos o alumnos. De educarnos por ellos y junto a ellos. Partiendo de la base que no es pecado la sexualidad, es la vida misma.

Edith Michelotti


Gracias por cuidarnos

El lunes por la tarde aprovechando el feriado, decidimos ir hasta Tierra de Sueños III en la localidad de Roldán. Lo hice con mi esposa, hija y mi madre. Cuando volvíamos, siendo alrededor de las 18.30, se nos descompuso el coche en la autopista en el km 299, mano a Rosario. Llamamos al servicio de grúa y nos dio una demora de 120 minutos. Empezó a anochecer y el lugar es muy peligroso, como es de público conocimiento. Volvimos a llamar al seguro para decirle que temíamos al ya ser de noche y nos manifestaron que llamáramos al 911, pero no lo hicimos para no molestar. Hasta que en un momento se nos acercó un patrullero del Comando Radioeléctrico y uno de los policías nos preguntó qué nos había sucedido. Le explicamos la situación, y nos dijeron que estábamos "regalados" en ese lugar y que no nos dejarían hasta que la grúa viniera. Así fue. Por tal motivo queremos agradecer al oficial Javier Pardal y suboficial Adrián Córdoba, que tan gentilmente cuidaron de nosotros, y queremos que la gente sepa que pueden llamar al 911 si les ocurre cualquier inconveniente. Muchas gracias

Franco Valenzuela


Agradecimiento al Sanatorio Plaza

Días atrás, fui intervenida en un sanatorio Plaza de la ciudad de Rosario, por un "reemplazo de válvula aórtica por estenosis valvular". Hasta el nombre asusta. Mi evolución me obliga a agradecer al doctor Ricardo Ciccarelli, y a través de él, a todo el personal de Cirugía, Coronaria, médicos, enfermeros y personal en general por la excelente atención brindada, profesional, pero sobre todo humana. En tiempos donde no siempre las instituciones funcionan como deberían; me parece que es destacable la actitud con la que hombres y mujeres se desempeñan a diario en una institución como esta. Porque las instituciones son eso. Personas que eligen desarrollar su trabajo de la mejor manera y pensando en el otro. Seres humanos que no se limitan a hacer su trabajo. Personas que van mas allá. Quienes eligen hacerlo de esta manera hacen la diferencia. Hoy gracias a este grupo de personas; puedo agradecer y lo hago.

Obdulia Isabel López y familia


Memoria deshilachada

Qué pueblo de memoria deshilachada este. A mi humilde entender no tiene noción de Patria. Alguien, alguna vez y hace tiempo, dijo "serás lo que debas ser o no serás nada", y eso somos, nada. Cambiaron nuestros próceres, les puede gustar o no, pero son nuestros referentes, por fauna autóctona. Nuestras fechas, inamovibles por feriados, hoy son movibles; nuestros hábitos de consumo cambiaron, nuestra educación, y ahora casi hasta nuestro lenguaje. Me pregunto en manos de quién estamos. ¿Será el camino que corresponde o perdimos el rumbo definitivamente? Como siempre digo, ay Patria mía.

Julio Bertorini
DNI 14.143.121


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});