Cartas de lectores

Inoperancia, desidia y maltrato

Sábado 02 de Noviembre de 2019

Quiero por este medio poner en conocimiento de la ciudadanía y alertarlos sobre la inoperancia, desidia, maltrato y falta de compromiso del personal del Registro de la Propiedad de Rosario. Hace aproximadamente cuatro meses ingresé las escrituras y mensura originales de mi casa, porque así me fue solicitado, a dicho ente con el fin de realizar un trámite personal y para mi sorpresa, cuando me volví al Registro a retirar el trámite en el plazo que me fue indicado, pensando que ya estaba todo listo, me informaron con total liviandad que los originales de la escritura y mensura de mi propiedad "se extraviaron". Que desconocían quién las extravió y que la habían buscado sin éxito. Así las cosas comenzó, siendo yo la damnificada, el maltrato permanente de parte de los directivos y el personal del Registro, los que me propusieron hacerse cargo de los costos y entregarme una copia de mi escritura y realizar una nueva mensura, la que por cierto es altamente costosa. Confiando en la palabra de estos funcionarios públicos esperé y sigo esperando una respuesta y la solución a mi problema. Problema que fue generado por ellos y que hasta la fecha, no sólo han incumplido su palabra sino que ya no atienden mis requerimientos. Me pregunto, ¿hasta cuándo tengo que esperar para obtener, nada más ni nada menos, lo que es mío? ¿Hasta cuándo tengo que esperar que los funcionarios del Registro de la Propiedad de Rosario se hagan cargo de sus errores y me den una respuesta y solución concreta? ¿Por qué, siendo yo la perjudicada, tengo que suplicar que me devuelvan mi documentación o, al menos, que cumplan su promesa de reparar su error? Cuidado, gente, si van a realizar un trámite en ese organismo controlen, no pierdan pisada a su trámite porque después te mandan "a llorar al campito" y se lavan las manos como si nada pasara.

Una lección de democracia

La invitación del presidente saliente al candidato electo del Frente de Todos a reunirse para realizar una transición ordenada contrasta fuertemente con lo ocurrido en 2015, cuando la presidente saliente prohibió a sus ministros reunirse con los ministros entrantes, vació el Banco Central, nombró a miles de empleados y saboteó de todos los modos posibles una necesaria transición en el poder. Incluso rehusó la entrega de la banda y el bastón presidencial, un vergonzoso gesto que quedará registrado en los anales de nuestra historia por sus tintes autoritarios y antidemocráticos. En la grave crisis que afecta a nuestro país, la realización de una transición ordenada es imperativa, algo que Mauricio Macri y Alberto Fernández parecen haber entendido. No puede decirse lo mismo de la vicepresidenta electa y menos aún de Axel Kicillof cuyo discurso post elección constituyó un paradigma de intolerancia, prepotencia y autoritarismo.

¿Y ahora de qué se van a disfrazar?

Con la aparición de los cuadernos pensábamos que se terminaba un ciclo de investigaciones, pero no, ahora los K piden que aparezca la lapicera y la fotocopiadora, tanto como Maldonado vivo. Dicen que los mismos que llevó el periodista Cabot son copias de copias, por lo tanto la única prueba que vale es que lo hayan visto escribir a Centeno. Como esto no es posible hay que seguir plantando dudas de manera que lleguen a un juicio por falso testimonio, y los acusados eludan la Justicia desechando las pruebas y salven sus ropas. No hay que preguntarse por qué ahora, mejor debemos agradecer que hayan aparecido. No es extraño que los haya ocultado con el fin de contar con un "seguro de vida" para él y su familia. Para el universo K tres camiones y muchos metros cúbicos de expedientes no son pruebas, me gustaría saber de qué se disfrazarán ahora.

La indefensión de los ciclistas (II)

Es claro el reclamo de la lectora Myriam Koldorff, publicado en este espacio el martes 29 de octubre pasado, tiene razón. Yo le agregaría que para hacer algo más seguro su tránsito por las calles o bicisendas de la ciudad, enseñarles que los semáforos también tienen validez para sus vehículos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario