Cartas de lectores

El capitán de tormentas

Las tormentas siempre tienen un origen, una causa y un efecto. Si vuela una mariposa en Oriente puede ocasionar un ciclón en el Caribe.

Jueves 10 de Mayo de 2018

Las tormentas siempre tienen un origen, una causa y un efecto. Si vuela una mariposa en Oriente puede ocasionar un ciclón en el Caribe. En el mar no siempre los vientos son favorables, y a veces se necesita además de las velas en correcta posición, un timón sensible y un capitán de tormenta. Churchill lo fue cuando bombardeaban Londres después de la evacuación de Dunkerke, el capitán del Costa Concordia Francesco Schettino (condenado a 16 años de prisión) no fue precisamente eso. La historia nos da muchos ejemplos de ambos polos. Es sabido que el combate de San Lorenzo fue ganado en inferioridad de condiciones por el arrojo y la actitud ejemplar de San Martín que no dudó en pelear en el centro de la batalla, codo a codo con sus granaderos. En las estrategias de guerra los generales están en retaguardia para preservar la conducción, pero algunos conducen motivando en el frente, como Patton que marchaba primero en los avances de sus columnas. Los hubo más precavidos como aquel comandante que en la guerra con el Paraguay dijo: "Preparémonos y vayan". Si podemos imaginarnos que somos un barco en un mar tumultuoso, precisamos brújula y piloto. De lo contrario, nuestro destino será de náufragos. Séneca decía: "Si no sabes hacia donde se dirige tu barco ningún viento te será favorable". La calma chicha suele presagiar el temporal, un buen capitán lo sabe y se prepara para enfrentarlo, guía a los tripulantes, entiende el temor a bordo y transmite la sensación de que el pánico es inconducente, tiene contacto permanente con quienes están en el barco, da ordenes precisas, no suelta el timón, no pierde la esperanza, no miente sobre la situación y conduce entre la tormenta sabiendo las alternativas para el caso. Es líder, valiente, sabe conducir y no teme navegar en aguas profundas. No grita "sálvese quien pueda" y se mete en un bote, organiza el salvataje y se queda hasta el final. El barco puede ser un avión como el que piloteaba Denzel Washington en la película "El vuelo" o aquel que aterrizó sin victimas en el río Hudson gracias al temple de su comandante. El barco puede ser un país que vislumbra un huracán y también podemos ser nosotros que como colectivo empezamos a sentir la inseguridad del mar revuelto. Es necesario en este caso un capitán de tormentas que no nos venga con el cuento ."En la catástrofe el único culpable es el barco". Nosotros somos el barco y es conveniente saber que no todos los capitanes tienen aptitudes para navegar en tormentas, es más, algunos las provocan. Es probable que a nivel individual no tengamos necesidad de conductores, pero como pueblo, desde siempre estos han sido necesarios.
Omar Pérez Cantón



Campeones mundiales en tasa de interés

Por fin se le dio a la Argentina. Después de muchísimo tiempo encabeza un ránking mundial. En efecto, el país ocupa el primer lugar en la tasa de interés con el 40%. Luego están Venezuela (22,5%), Angola (18%), Ghana (18%), Ucrania (17%), Egipto (16,7%) y Nigeria (14%). La "pole position" la conseguimos el viernes 5 de mayo cuando, en horas de la mañana, el vapuleado Federico Sturzenegger hizo el anuncio rimbombante para calmar la ansiedad de los mercados. De esa forma la economía se estancará, el desempleo aumentará y la calidad de vida de millones de argentinos empeorará. Es el costo que el país pagará por una corrida bancaria feroz que se asemejó bastante a un golpe de mercado. Lamentablemente, estamos en manos de unos inescrupulosos que mientras nos aconsejan confiar en el país y en el peso, tienen depositados en guaridas fiscales sus fortunas en dólares. Desde que llegaron a la Rosada no hacen otra cosa que tomarnos el pelo, mentirnos en la cara, burlarse de nosotros. Muchos sienten una profunda indignación por lo que está pasando en la Argentina pero creo sinceramente que nos merecemos tener a Macri de presidente, a Dujovne de ministro de Hacienda, a Caputo ministro de Finanzas y Aranguren ministro de Energía. Nos merecemos que nos gobiernen estos tipos porque en el fondo somos, como lo sentenció Jauretche, un rejuntado de "medio pelos", de piojos resucitados que nos creemos el ombligo del mundo cuando no somos más que habitantes de un país que para el mundo es absolutamente intrascendente e insignificante. El gobierno actual es fiel reflejo de lo que somos como sociedad. Nos creemos los más piolas, los más vivos. Creemos que las sabemos todas. Que seamos los campeones mundiales en tasas de interés, demuestra que somos unos pobres diablos y que la Argentina hoy es el hazmerreír del mundo.

Omar Pérez Cantón

Por fin se le dio a la Argentina. Después de muchísimo tiempo encabeza un ránking mundial. En efecto, el país ocupa el primer lugar en la tasa de interés con el 40%. Luego están Venezuela (22,5%), Angola (18%), Ghana (18%), Ucrania (17%), Egipto (16,7%) y Nigeria (14%). La "pole position" la conseguimos el viernes 5 de mayo cuando, en horas de la mañana, el vapuleado Federico Sturzenegger hizo el anuncio rimbombante para calmar la ansiedad de los mercados. De esa forma la economía se estancará, el desempleo aumentará y la calidad de vida de millones de argentinos empeorará. Es el costo que el país pagará por una corrida bancaria feroz que se asemejó bastante a un golpe de mercado. Lamentablemente, estamos en manos de unos inescrupulosos que mientras nos aconsejan confiar en el país y en el peso, tienen depositados en guaridas fiscales sus fortunas en dólares. Desde que llegaron a la Rosada no hacen otra cosa que tomarnos el pelo, mentirnos en la cara, burlarse de nosotros. Muchos sienten una profunda indignación por lo que está pasando en la Argentina pero creo sinceramente que nos merecemos tener a Macri de presidente, a Dujovne de ministro de Hacienda, a Caputo ministro de Finanzas y Aranguren ministro de Energía. Nos merecemos que nos gobiernen estos tipos porque en el fondo somos, como lo sentenció Jauretche, un rejuntado de "medio pelos", de piojos resucitados que nos creemos el ombligo del mundo cuando no somos más que habitantes de un país que para el mundo es absolutamente intrascendente e insignificante. El gobierno actual es fiel reflejo de lo que somos como sociedad. Nos creemos los más piolas, los más vivos. Creemos que las sabemos todas. Que seamos los campeones mundiales en tasas de interés, demuestra que somos unos pobres diablos y que la Argentina hoy es el hazmerreír del mundo.
Hernán Kruse


¿Kicillof será el candidato del PJ?


Leyendo la entrevista al ex ministro Ariel Kicillof, del domingo 6 de mayo, tenemos una idea de la situación actual de la economía y la marcha del país. Sin agresiones ni fanatismo como si no viniera de un integrante del gobierno anterior, tan dura, mentirosa e imparcialmente criticado, dice verdades que duelen y que lamentablemente no nos llevan a buen puerto. Será el candidato del PJ en el 2018?
Esteban L. Giannuzzi
DNI 6.063.819


Expertos para dar con el ARA San Juan

Querría hacer algún comentario sobre el ARA San Juan. Creo, casi con seguridad, que el casco de toda embarcación es mucho más resistente que los mamparos que conforman el resto. Por esto, si se produjo una explosión como se supone, es probable que el mayor daño haya sido en zonas interiores, provocando quizás pérdida total del control de la embarcación y una escora de hasta 90 grados. Como es probable que se encontraba sumergido y sin control, quedaría a merced de la corriente (la marea en esa zona se mueve hasta 14 o 15 metros provocado corrientes afines). Creo que por eso que no se encontró sobre la plataforma continental. Es decir, derivó hasta que definitivamente tocó fondo y allí estará. El lugar se encontrará cuando el estudios de expertos lo determinen. Lo importante sería escuchar a la Marina de Guerra que es la única que posee especialistas idóneos. Estoy seguro que es lo que desearían sus familiares.
Ricardo Martínez
DNI: 5.456.335


Palabras que van a medida para muchos

Casualidad, causalidad, libertad, libertinaje, existo porque pienso, pienso por qué existo, mendicidad, mendacidad. Son palabras que acuden a mi mente y suenan muy fuerte. Pareciera ser una broma de mal gusto pues es muy común encontrar personajes a las que las mismas les caben como un perfecto traje a medida. Por otra parte, sería bueno destacar que, ya de vuelta de las merecidas minivacaciones, se comience a trabajar regularmente. Especialmente en nuestros tribunales judiciales argentinos. Francamente no entiendo al que se le ocurrió que debían dejar de trabajar el mes entero de enero, manteniendo solamente una guardia. Son tremendas la cantidades de juicios que existen y que deben ser juzgados por nuestros estimados jueces. Las palabras, que no dejan de dar vuelta por mi cabeza, parecen que estuvieran describiendo a algunos de ellos. Sería bueno que los mismos hicieran un curso para adaptarse los tiempos que se viven. En la medida que no se normalice esta situación, quisiera saber en qué estado de derecho vivimos, pues como estamos, siempre se seguirá favoreciendo el derecho de los menos, o sea el de los que más tienen.

Armando Torres Arrabal
DNI: 6.047.844


El calvario de tener que pagar sin boletas

El cartero llegaba normalmente los ultimos días del mes, te traía alguna carta, alguna publicidad y claro: ¡las boletas! de los impuestos y servicios. Como sabías que el muchacho no era culpable de los costos, le decías buen día, le convidabas agua fresca si era verano, le deseabas que terminara bien el día y cuando se iba, empezabas a despotricar por el costo. ¡Vamos, que las cosas no cambiaron tanto! Resulta que al presente y enarbolando la bandera de la ecología, me dice la telefónica que me presta el servicio (bueno, a veces no) que la boleta no me llega más para cuidar el ambiente. Ellos que despliegan antenas antirreglamentarias que causan males en la salud. !Touche! Las otras, el cable por ejemplo, solo dice que "es política de la empresa". Y entonces, cada principio de mes, los mayorcitos vivimos el calvario: "Sáquelas por internet", me contestan con distintos tonos de español los operadores telefónicos. ¡Si nosotros pudiéramos hacer eso! Pero resulta que no, que somos de la generación que creció sin teléfono, sin televisión y por supuesto sin internet. Así que el derrotero empieza pidiendo a los cercanos, después a los lejanos, después puteas dos días y finalmente vas a pagar al Rapipago en donde te dicen que son 600 pesos y vos no sabes que cornos es lo que te están facturando. A ver, me parece bien que el que lo sepa hacer lo haga, pero, ¿y los que no? ¿No merecemos después de años de pagar puntualmente y sin chistar un poco de consideración sin ser juzgados como ignorantes? "Regístrese y mírelo en la compu", siguen insistiendo chicos a los que les entiendo la mitad de lo que dicen por el modo de hablar. Lo intento, juro que lo intento, pero mi casa está llena de papelitos recordando que debo pagar. Además, muchachos sepan entender: esta modalidad nos llega en momentos de apagón neuronal. ¿Es tan difícil de entender? ¿O estaríamos sobrando en esta sociedad que nos quiere hacer creer que estamos refritos? ¡A cuarteles de invierno! Pero les tenemos novedades: además de nuestras cotidianas maldiciones de que cuando lleguen a nuestra edad les aparezca algo con lo que no puedan lidiar, les decimos que !resistiremos!
María Martone
DNI: 11.273.170


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario