Cartas de lectores

Crisis y movilizaciones

Sábado 08 de Septiembre de 2018

La actual crisis provocada por una serie de medidas gubernamentales orientadas a acrecentar las ganancias de los sectores más concentrados del capital, entiéndase por esto las grandes corporaciones y los banqueros, lanza a la par a cientos y cientos de personas a la miseria y la indigencia. En efecto, la espiral inflacionaria significa una clara transferencia de recursos desde las clases subalternas a las clases encumbradas con toda una serie de privilegios garantizados por el Estado que cuenta con mecanismos tributarios regresivos y dispositivos de coacción contra la protesta social. Es evidente que se prioriza la especulación financiera y para eso se fomentan políticas sociales de ajuste que atacan a la salud y la educación pública. El aumento de la tasa de desempleo contribuye a imponer condiciones de sobreexplotación de la fuerza de trabajo, flexibilización y precarización laboral. En diversos lugares del país aumenta el número de comedores para paliar el flagelo del hambre. Estos espacios surgen de iniciativas de la propia población solidaria ante las necesidades insatisfechas, y es una falacia decir que hay menos intervención estatal. El Estado se hace presente para disuadir los reclamos expresados en las movilizaciones de trabajadores, estudiantes, que reclaman por los despidos masivos, o bien por los recortes y subejecución de partidas. De hecho, la magnitud de la crisis presente es mensurable en la ferocidad represiva de las fuerzas estatales, como ocurrió en la provincia del Chaco cobrándose la vida de dos niños y hasta de un bebé de seis meses. La estigmatización de quienes no aceptan el escarnio y las humillaciones, la coartada de los discursos gubernativos. Los hechos son más contundentes que las palabras y todo está a la vista, el desparpajo de los funcionarios, los tarifazos y el aumento permanente de los alimentos. Quien quiera ver que vea.

Carlos Solero - Miembro de la APDH


Entre todos nos damos una mano

Soy solidario en todo tema vinculado al Ministerio de Salud (Delegación Rosario) y Hospital Provincial del Centenario, donde están los mejores médicos (profesores titulares de cátedra y servicios adjuntos) de la República Argentina. Soy presidente reelecto del Voluntariado y tengo una trayectoria de más de 32 años con más de 25 000 horas de teoría y práctica en el ámbito público y privado de salud. Asistente en gerontología, asistente personal para personas con discapacidad, enfermería profesional. Realicé más de 400 cursos de capacitación y perfeccionamiento aprobados. Todas las personas que viajan del interior de la provincia de Santa Fe, ciudades o localidades, vienen con un turno programado y no saben si el médico atiende ese día. Nosotros estamos para gestionar su atención médica. Quiero decirles que estarán acompañados si lo solicitan. Tienen que presentar una nota del Centro de Salud correspondiente para que podamos intervenir sin previa autorización. Nosotros estamos los 365 días del año, mi lema: "Entre todos nos damos una mano, primero el más necesitado". Mi teléfono particular (0341-156247710) y fijo (0341-4638364) están al servicio de la comunidad, estamos para ayudarlos. Muchas gracias.

Jorge Alberto Benzaquén


Pensemos en el bien de Central

Se aproximan las elecciones en Rosario Central y está a las claras que se vislumbran dos sectores, oficialismo por un lado y oposición por el otro. Quiero destacar algo que hace tiempo no veía en el club y es muy saludable: a priori, el candidato a presidente por la oposición encolumnó en sus espaldas a todo el arco opositor, siendo el candidato de las elecciones pasadas con un buen caudal de votos. Destaco de esta oposición que en los últimos cuatro años vienen reuniéndose en silencio, trabajando para unificar ideas y sin poner palos en la rueda a la gestión actual. En Central esto no pasaba, siempre estuvimos acostumbrados a oposiciones destructivas y partidarias, que todo el tiempo molestaban a la dirigencia de turno. Es muy destacable eso. De hecho hasta cumplió un papel fundamental para ayudar a la actual gestión a contratar el DT. Por otro lado, el oficialismo, que si bien de fútbol ha demostrado que poco sabe, dentro de todo al club no lo ha llevado mal, ya que en los deportes amateur están trabajando dentro de su curso normal y han mejorado notablemente el sistema operativo del club con un sistema de computación muy acorde a la actualidad. Cabe destacar que los deportes y disciplinas del club, ya de la época de Usandizaga (nefasto desde lo futbolístico) viene ordenándose en cuanto a los referidos deportes y el trabajo interno, seguido por la gestión de Norberto Speciale (quien tuvo falencias en lo futbolístico), también continuó con mejoras operativas aguantando las cosas buenas que Usansizaga había realizado en ese aspecto. Mejorando otras también, por qué no decirlo, a pesar de que como punto flaco se podrá achacar que demoró tres años en lograr el objetivo del ascenso. Al fin y al cabo lo logró. También cabe destacar de esa gestión el armado del selectivo a cargo del señor Miguel Russo y el laburo de inferiores con el Coco Pascuttini a la cabeza (coordinador que venía de la época de la CD anterior) hizo que la conducción actual a cargo de Raúl Broglia pudiera tener un montonazo de jugadores para potenciar el plantel, cosa que hizo el primer torneo. Lástima que después desmantelaron todo lo que tenían a mano, no sólo vendiendo las joyas sino desarmando equipos y bases de jugadores que nunca pudimos reemplazar. Ejemplos hay de sobra, sólo por nombrar algunos, Nery, Musto, Caranta, Lo Celso, Cervi, Montoya y tantos otros. A mi humilde entender, Central debe mantener el club ordenado, darle cabida a los deportes, disciplinas y actividades sociales, pero trabajar muchísimo mejor en el área fútbol en general, profesionalizando esa área con gente capacitada y comprometida. Pensemos el voto, pensemos en Central. Central necesita salir campeón, y para eso hay que cambiar el manejo del fútbol, porque por sobre todas las cosas, Central es un club de fútbol. Con muchas más cosas, por supuesto, pero lo prioritario desde sus orígenes es el fútbol, y si seguimos por el camino actual seguiremos fallando.

José Rogelio Sánchez

DNI 6.019.004


La indómita luz de Charly García

Como toda la vida, por más de 40 años, fui a reencontrarme en mi ciudad con el músico argentino más extraordinario de todos los tiempos, y fui feliz. Me impactó ver como Charly García se convertía en amo y señor del escenario como en los viejos tiempos, cantando y fundamentalmente tocando como nunca en esta etapa post rehabilitación. Fue una experiencia emocionante, disfrutarlo con mi familia y rogar junto a el para que "no llores por mi Argentina". Pero su endeble salud, en mitad del show, le jugó una mala pasada que lo obligó a terminarlo antes de tiempo con una deliciosa "Shiyastawaman". Un rato antes, en una desgarradora versión de "Cuchillos" nos decía que "de tanto darte amor te hice feliz". Y vaya si nos hizo feliz este hombre a través de tantos años con su obra demoledora, fruto de un inconmensurable talento. En el corazón del parque Independencia, Charly García nos alumbró por un rato con su eterna luz entre tanta oscuridad que hoy sufrimos los argentinos. Say no more.

Ramiro Cattaneo

DNI 14.631.021


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});