Cartas de lectores

Colonias de vacaciones

Desde el ámbito legal hay varios puntos a tener en cuenta a la hora de contratar una colonia de vacaciones para nuestros hijos.

Sábado 20 de Enero de 2018

Desde el ámbito legal hay varios puntos a tener en cuenta a la hora de contratar una colonia de vacaciones para nuestros hijos. Rige en nuestra ciudad la ordenanza municipal N° 6.075 que exige el título de profesor de educación física para su dirección, establece la cantidad de colonos por docente, además de otra serie de requisitos. Si hablamos de actividades en el agua, la misma debe ser realizada exclusivamente por profesores o maestros de educación física y contar con la presencia permanente de guardavidas profesionales, que también variará según cantidad de bañistas o dimensiones del natatorio. Seguro y cobertura médica de emergencia entre otros requisitos para su habilitación. La norma sanciona con la "clausura" la falta de profesores de educación física o la cantidad excesiva de colonos por docente. Desde el ámbito educativo/recreativo es importante destacar que si bien puede respetarse la relación docente/colonos exigidas por la norma, que por cierto es bastante antigua ya que data de 1995, en las actividades acuáticas debemos tener en cuenta el nivel de desempeño de nuestro hijo/a, que puede variar considerablemente entre niños de la misma edad. La Dirección de la colonia y/o profesor a cargo debe evaluar el nivel de desempeño en el agua de cada colono en forma práctica, más allá de la información previa que pueda recabar, y adecuar la cantidad de chicos por docente según su pericia. Como padres debemos evaluar la organización y coordinación de la colonia, sus objetivos, planificación, si hay profesores de educación física, guardavidas, un reconocimiento del espacio físico, y cuál será la forma de actuar en caso de accidentes. El transporte es otro aspecto a tener en cuenta a la hora de evaluar riesgo y responsabilidades, ya que éste puede ser contratado con el servicio de colonia o en forma directa con el transportista. En ambos casos debe contar con la habilitación correspondiente. Queda claro que la actividad física con niños, y más aún en el agua, no está exenta de infortunios e imprevistos, pero quien explota una piscina tiene una obligación de seguridad que debe cumplir correctamente, evitando accidentes y auxiliando con idoneidad si ocurren. Además, la autoridad de aplicación debe supervisar el cumplimiento de la norma; los profesionales de la educación física, guardavidas y los padres debemos minimizar todos los riesgos posibles, cada cual desde su lugar. Sería ideal a la hora de elegir lo mejor para nuestros chicos, que los mismos tengan conocimiento previo del lugar y/o con docentes a cargo. Es ingrato pensar en responsabilidades, pero una vez probado el daño, podemos encontrar como relación causal negligencias, imprudencias o impericias de los profesionales, faltas graves de la autoridad de aplicación, incumplimiento de deberes de funcionario público, además de responsabilidad civil y/o penal del titular de la colonia.

Roberto Fedinchik

Licenciado en Educación Física, guardavidas, abogado

Entre lo que se dice y lo que se hace

Trascendió de un medio responsable que el mayor dador de dinero en negro es el Estado. Tanto en este gobierno, como en el anterior, esto fue y es así. No obstante, a veces el empleado pide que sea de esa forma por el riesgo de perder un plan que cobra. Sin embargo, en situación de necesidad el plan se conserva. Vale reiterarlo, en situación de necesidad. Es momento entonces que el Estado, y todos cuando llegan al poder, terminen con la hipocresía, den el ejemplo y sean los primeros en contratar en blanco. Decir una cosa e insistir en lo que realmente debe ser beneficiándonos a todos, y en la práctica actuar de manera inversa, es un doble discurso que perjudica en los hechos al sistema.

Es indispensable que se empiecen a ordenar y encaminar ya sin marcha atrás lo que no reviste el menor análisis, y demostrar nuestros gobernantes y ministros, entre otros, concordancia entre lo que se dice y lo que se hace.

DNI 14.510.012

Entre la indignación y la renuncia

Estimado señor diputado Agustín Rossi: antes de comenzar le comunico que no me une ningún lazo al partido gobernante, y tampoco a ningún otro. Acabo de leer en los medios de su indignación por la situación generada por el ministro Jorge Triaca, por una denuncia de una empleada de su familia. Yo también estoy indignado por la situación, y creo que el ministro debería dar un paso al costado si todo estaría comprobado. Pero también me indignó en su momento la imputación efectuada por el fiscal federal Ramiro González por los sobreprecios en la Campaña Antártica cuando usted era ministro de Defensa. También me indigné cuando en una campaña electoral en su provincia de Santa Fe, salió a la luz la quiebra de Aqro Construcciones SRL y usted fuera castigado por emitir 374 cheques sin fondos después de haber sido prohibido por el BCRA. Tal cual decía el logo de su última campaña, "Hombre de Palabra", si es que tiene palabra usted debería renunciar. Y así como desea proponer la interpelación de Triaca en la Cámara, también debería renunciar si sus causas lo ameritan. Le ruego me disculpe, pero la memoria es lo que menos me falla.

Beni Cotler

Acertada decisión del Papa Francisco

Me resulta insólita y también ofensiva la carta escrita (La Capital,17 de enero) por el señor Armando Arrabal sobre el Papa, de donde se deduce la intolerancia e incoherencia cuando manifiesta: "Yo soy católico, apostólico, romano, pero este Papa no me representa". Ser verdadero católico, apostólico y romano, es creer como dogma de fe que el Sumo Pontífice es el representante de Dios en la Tierra y que es elegido por el Espíritu Santo a través de los cardenales, y que hace dos mil años Cristo le impuso a Pedro con estas palabras: "Tu eres Pedro y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia. Todo lo que atares o desatares sobre la Tierra, atado o desatado será en el Cielo". Por lo tanto, lo que el Papa dice o hace sobre temas de la fe, lo dice y hace en nombre de Dios, y ningún católico de verdad puede ignorarlo. Nadie puede llamarse católico si discute la misión apostólica del Papa. Tenemos que separar la religión de la política. El Papa fue a Chile como representante de Dios y no como primer ministro del territorio del Vaticano. Por qué el Papa no viene a la Argentina, es muy simple. Porque en los primeros años de su mandato fue muy usado y burlado en su buena fe por muchos funcionarios corruptos y malandras que gobernaron en esa "década robada", casi todos acusados, algunos condenados, por delitos graves contra el país. La presencia del Papa hoy en el país seria nuevamente aprovechada para sus oscuros intereses políticos por estos personajes siniestros que saquearon el país. Si el Papa no los recibiera, que sería lo más lógico, estos inadaptados, por represalia, generarían violentos y criminales disturbios como lo hicieron el mes pasado en Buenos Aires. Por eso, estoy de acuerdo con la actitud del Papa en no venir al país. Señor Arrabal, usted dice ser católico, y lo ofende y agrede al decir "desaire", y además, en una actitud de falta de respeto al Sumo Pontífice, de todos los católicos de los más de 170 países, le pide que "reflexione". Me parece que es usted el que tiene que reflexionar, y mucho.

Juan Carlos Bressan

DNI 6.347.664

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario