Cartas de lectores

Calores insoportables y deforestación

Martes 13 de Febrero de 2018

El ciudadano en Rosario sufre calores intolerables, que van recrudeciendo en cada estación estival. El mundo obra preocupado por el cambio climático. Rosario, sin plan urbanístico asume su desarrollo en tres aspectos: a) edificios, especialmente en macro y microcentro. b) asfaltado de sus calles (ambos ítem irradiantes), y c) deforestación. Muy simple, a mayor deforestación mayor incidencia del calor, fórmula perfecta para hacer la ciudad invivible. Corolario, daño en la salud física y psíquica de la población. Se omite toda información, precisamente porque se desconoce, y el que no sabe es como el que no ve. En países desarrollados, los responsables de las áreas de nuestro municipio, Arbolado Público y Parques y Paseos, estarían desplazados. Por el contrario, se observa desinterés por el Ejecutivo municipal, y silencio de un Concejo copartícipe. A diario vemos tala de formidables y añosos ejemplares, ya fuere para habilitar sendas de transportes públicos, peatonales, bicisendas, conductos de servicios públicos (caños, cables, etcétera), inclusive sin razones valederas. Los prestadores privados, imitan y al pasar sus cables, desguasan todo ejemplar arbóreo. En una obra en construcción, lo primero es talar son las especies en el frente del edificio a construir. El municipio ordena la tala de todo ejemplar añoso medianamente inclinado, es decir producto de la falta de cuidado. Ni hablar del abandono en nuevos ejemplares. Muchos son los ejemplos y ello consecuencia de falta de formación. En todo proceso político local, la arboleda pública sufre graves daños, carteleras, se atan con materiales no perecederos, cortan ramas para mejor visión de sus pancartas. Lamentablemente son los mismos que asumirán la función pública. Como corolario de todo lo que refiero, la deforestación que se observa en nuestra ciudad es de suma gravedad, y el ciudadano debe soportar sus consecuencias. La emisión de dióxido de carbono, no es absorbida –insuficiencia de árboles – por tanto, la función de transformación en oxígeno vital no se cumple. La sombra reparadora desaparece. El uso y sobre uso de medios mecánicos tendientes al confort se repotencian, generando consumo, calor y gases tóxicos. El presente y futuro inmediato es alarmante, lo grave es que nadie parece preocuparse.

Leonardo Gentile Cappella

DNI: 6.015.785

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});