..

Antes de que termine el año estará finalizado el acueducto Centro Oeste

Llevará agua potable de río a 73 mil santafesinos de 13 localidades de cuatro departamentos. La obra permitirá terminar con el problema del agua contaminada con arsénico

Domingo 15 de Junio de 2008

Monje.— Antes de que termine el año, el acueducto Centro Oeste, una de las obras más importantes que se ejecutan en este momento en nuestra provincia y que hará mejorar directamente la calidad de vida de la gente, estará concluida. Con esta obra, 73 mil santafesinos de 13 localidades se abastecerán del agua potabilizada del río Coronda y dejarán de recibir en sus domicilios agua de pozo.

Actualmente, el acueducto se encuentra ejecutado en un 85 por ciento y los inspectores del Ente Nacional de Obras Hídricas y Saneamiento (Enohsa) le aseguraron al gobernador Hermes Binner cuando visitó los trabajos el pasado miércoles que la nueva red de agua corriente estará funcionando antes de finalizar el 2008.

Se trata de la primera de una serie de obras similares que tiene como objetivo eliminar la utilización de pozos para el suministro de agua y que en su mayoría se encuentran contaminados por un alto contenido de arsénico, por lo que se la considera fundamental tanto desde el punto de vista del derecho ciudadano a recibir agua segura, como desde la salud pública.

En la actualidad la ausencia en calidad y cantidad de aguas superficiales para consumo humano, principalmente en la zona oeste de la provincia, obligó a explotar las aguas subterráneas, que en la mayoría de los casos se encuentran contaminadas.

En este caso, y con el objetivo de resolver esta situación para los habitantes de 13 localidades de los departamentos San Martín, San Jerónimo, Iriondo y Belgrano, en mayo de 2006 comenzó la construcción de este acueducto financiado por el Estado nacional a través de Enohsa, con un presupuesto de 119.804.415 pesos, cuya responsabilidad quedó en manos de la UTE compuesta por las constructoras Supercemento, Contreras Hermanos y Obring.

Kilómetros de caños. La obra se compone de una toma de agua sobre la costa del río Coronda, a unos 7 kilómetros del casco urbano de Monje. En ese lugar se construyó un viaducto de 250 metros de largo que cruza los bañados hasta internarse unos 63 metros dentro del río. En el extremo de este viaducto se construyó una plataforma de maniobras que contiene la torre de toma, donde se instalaron cuatro bombas de eje vertical y motor en superficie de 100 caballos de fuerza cada una, cuya disposición es de tres bombas en servicio más una alternativa. En pleno funcionamiento las bombas impulsan un caudal de algo más de 1000 metros cúbicos por hora hasta la planta potabilizadora.

Sobre la ruta provincial 65, entre la ruta nacional 11 y la autopista Rosario-Santa Fe, se está finalizando una planta potabilizadora de tratamiento de tipo convencional, en cuyo predio se ubican un módulo de tratamiento, una cisterna de almacenamiento, una estación de bombeo de agua tratada, la red interna de distribución de agua potable, la red de desagües cloacales, la red de desagües industriales y una sala de cloración, entre otras.

El acueducto en sí consta de conductos troncales y ramales secundarios, que suman un total de 227 kilómetros de cañerías instaladas, mientras que a lo largo de la red habrá cuatro estaciones de bombeo, y en el ingreso a cada localidad habrá cisternas de almacenamiento de agua.

También está prevista la instalación de un sistema de control de telesupervisión y adquisición de datos denominado Scada, que tendrá base en la planta potabilizadora de Monje, para controlar todos los mecanismos referentes tanto de la toma, la planta potabilizadora, como las estaciones de bombeo y las cisternas en cada una de las localidades.

Una vez concluido el trabajo que tiene un horizonte de diseño de treinta años, los vecinos de las localidades Monje, Díaz, San Genaro, Centeno, Totoras, Clason, Las Parejas, Las Rosas, Montes de Oca, Los Cardos, Bouquet y María Susana, habrán dejado atrás un padecer que, como calificó el propio gobernador Binner, "resulta inadmisible en pleno siglo XXI".

Provisión

Para garantizar la provisión de energía eléctrica al complejo acueducto se dispuso la construcción de 13,5 kilómetros de nuevas líneas de media tensión, se remodelaron unos 16,5 kilómetros de línea ya existentes, y además se incorporaron cinco estaciones transformadoras a lo largo del tendido.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario