Alerta sobre el manejo de cuadros vasculares durante la pandemia

El infarto de miocardio, el accidente cerebrovascular y la insuficiencia cardíaca lideran el ranking de muertes ya sea a nivel mundial como en Argentina

Viernes 31 de Julio de 2020

El infarto de miocardio, el accidente cerebrovascular y la insuficiencia cardíaca lideran el ranking de muertes ya sea a nivel mundial como en Argentina (100.000 muertes anuales de las cuales unas 30.000 corresponden a muerte súbita y representan a si mismo unas 280 muertes diarias).

Informes relevados a la fecha, exponen una drástica caída en consultas y realización de procedimientos cardiovasculares (incluyendo urgencias y emergencias) en regiones afectadas por la pandemia de COVID-19, con el consecuente incremento marcado de la mortalidad total que no se explica totalmente por las defunciones atribuidas a COVID-19. En Argentina, la enfermedad cardiovascular lidera el ranking de muertes en adultos con 280 muertes por día, y en las últimas décadas ha reducido su mortalidad entre 20 y 30% mediante diversas intervenciones basadas en la evidencia. Se estima que un menor control de los factores de riesgo cardiovascular de abril a octubre de 2020 podría causar hasta 10.500 nuevos casos prevenibles de enfermedad cardiovascular. En términos de infarto de miocardio, una caída del 40% al 60% del tratamiento de reperfusión podría incrementar la mortalidad del 3% al 5%. Un incremento marginal de riesgo relativo de 10% a 15% de muerte cardiovascular equivaldría a un exceso de 6000 a 9000 muertes evitables.

La comparación de datos interanual de un mismo período tomando la tasa de incidencia (eventos por 100.000 personas/semana) en registros como el de la costa oeste de Estados Unidos con cifras catastrales de población elevadas de personas (>a 43.000.000) mostró un descenso comparativo del 48%, observándose así mismo una menor prevalencia de infarto previo y angioplastia en el mismo período (1/3/2020 contra 15/04/2019). El mismo cuadro se presentó en localidades del norte de Italia y en algunas regiones de España.

grafico.jpg

El Dr. Alberto Davidovich, Director Médico de EMERGER, afirma: “Todo esto indicaría que muchos síntomas y signos asociados se han subestimado por parte de los pacientes que por temor al contagio no han consultado oportunamente a las guardias. Más allá de las campañas exitosas que las Sociedades de Cardiología y de neurología vienen realizando en los últimos años en la difusión no sólo de los síntomas y signos asociados a estas patologías prevalentes en el ser humano para arribar a su diagnóstico precoz, sino también a la difusión del tiempo óptimo en que se empiezan a percibir o a constatar los mismos para su tratamiento inmediato mediante intervención oportuna a fin de limitar el desarrollo de las mismas y sus secuelas. En cuanto a los cuadros asociados a patologías cerebrovasculares el aislamiento ha producido, según estudios, una disminución de hasta un 75% de controles en pacientes crónicos, un 20% no ha logrado conseguir recetas y las series reflejan que solo un 35% consultaron con síntomas de ACV. Se estima que si hubo un ACV previo hay predisposición a las complicaciones en la evolución de la infección por covid-19 y que ha disminuido la consulta por AIT y ACV isquémico, no así el hemorrágico donde el cuadro obliga a la consulta urgente.”

EMERGER, la empresa de servicios de salud, nos comenta: “La Sociedad Argentina de Cardiología advierte la necesidad de informar a la sociedad y a las autoridades sanitarias que existirá un incremento marcado de la mortalidad de causa cardiovascular debido al mal control clínico, postergación y/ o falta de realización de estudios por imágenes e invasivos a fin de arribar a los mismos y a su tratamiento precoz y reducir la morbimortalidad de estos pacientes.”

En ese sentido en nuestro país se observa un incremento del éxito de los resultados de angioplastias y cirugías precoces y particularmente en nuestra ciudad se han acortado los tiempos en la detección durante la urgencia, su traslado inmediato a centros especializados e intervención precoz.

Por todo lo expresado y en el contexto del manejo de dolor precordial en tiempos de pandemia por Covid-19 hay protocolos específicos de evaluación de estos casos indicándose:

-Dolor precordial o toráxico: evaluar el contacto y síntomas asociados que pudieran sugerir presencia de Covid-19 (hubo pocos casos de presentación aislada con este síntoma)

-Una vez establecido el contacto, el profesional debe estar equipado con equipo de protección personal y si la presencia del cuadro clínico nos indica bajo a moderado riesgo (según la presentación de los síntomas, antecedentes y comorbilidades) se le indicará su atención de manera ambulatoria, limitando así los tratamientos invasivos, y el seguimiento por un especialista. Si correspondiese en cambio a un síndrome coronario agudo y se requiere un tratamiento invasivo (hemodinamia) debe ser derivado con protocolo correspondiente a áreas específicas no Covid del establecimiento sanitario.

Desde EMERGER el Dr. Alberto Davidovich, cardiologo y emergentologo, enfatiza: “Se debe tener en cuenta que uno de cada catorce pacientes infectados con Covid-19 presenta injuria miocárdica y en casos de infección graves unos de cada dos pacientes presentan este cuadro. El dolor precordial de tipo anginoso puede deberse a isquemia miocárdica (disminución de flujo arterial al músculo), isquemia primaria arterial o cuadros de miocarditis severas. Observándose también movimiento enzimático asociado. En los cuadros de Covid19 caracterizados por hipoxemia; anemia, taquicardia y shock debe mejorarse la condición general del paciente, en los accidentes de placa por activación de factores inflamatorios (citoquinas) y efecto protrombótico pueden complicarse con neumonías severas por la infección viral asociada y las miocarditis pueden asociarse con alteraciones del ECG y ecocardiograma y presentar movimientos enzimáticos por injuria miocárdica.”

El tratamiento correspondiente, en cada caso, quedará a criterio de los profesionales intervinientes a fin de evaluar los pasos a seguir. Teniendo en cuenta que en el presente contexto han disminuido las consultas presenciales de los pacientes a las guardias los casos deben ser detectados con las herramientas disponibles y en este sentido el recurso de la telemedicina resulta esencial para decidir el tratamiento a seguir.

Por lo tanto, los cardiólogos y las instituciones especializadas han comenzado a utilizar la consulta remota (telemedicina), como una herramienta para evaluar el cuadro que está desarrollando el paciente y así hacer un seguimiento clínico sin la atención presencial. Los siguientes cuadros son factibles de atención por video llamada a cargo del cardiólogo de cabecera:

-Enfermedad vascular periférica estable

-Enfermedad coronaria estable de bajo y moderado riesgo

-Enfermedad valvular o congénita estable

-Aneurisma de aorta abdominal estable

En cambio, los siguientes casos requieren de una evaluación presencial para control de signos vitales y electrocardiograma:

- Cuadros sospechosos de síndrome coronario agudo o de trastorno circulatorio de miembro inferior

-Angina de reciente comienzo o crónica que no responde en tratamiento

-Enfermedad valvular con riesgo de vida

-Aneurisma de aorta complicado

La condición de aislamiento social que nos impone el tiempo presente no debe implicar el desconocimiento de los cuadros clínicos mencionados previamente.

Desde GRUPO EMERGER, reforzamos la importancia de la detección temprana de los cuadros cardiovasculares, y resaltamos la necesidad de concientizar a la comunidad en general para que no dejen de realizar la consulta a tiempo ante el menor sintoma.

Como hace más de 25 años, EMERGER sigue brindando servicios de salud prehospitalarios de excelencia a todos sus afiliados a nivel nacional.

Los invitamos a visitar nuestra página web https://www.grupoemerger.com/

Ref. Sociedad Argentina de Cardiología

Sociedad Argentina de Hemodinamia

Protocolos OMS

Informes varios relacionados al tema isquemia vascular (Epaña/Italia)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario