Cartas de lectores
Miércoles 31 de Agosto de 2016

WhatsApp

Mensajes recibidos en la redacción del diario +54 9 341 255 0763

••

Llevo todos los días a mi hijo a la escuela en Mendoza y Alvarado. Una odisea para cruzar la calle. Si no pueden poner un semáforo, ¿por qué no mandan un inspector de tránsito, de los tantos que hay por ahí leyendo el celular o tomando mate al costado de un camión hormigonero, media hora hasta que entran los chicos? De milagro no ocurrió un accidente todavía.

••

Me siento muy desprotegido con el actual gobierno de Santa Fe que pretende combatir el narcotráfico y no es capaz de tapar los pozos de la ruta 15. Ineptitud total. Daniel Bartomucci.

••

La obra del club Ministerio Obras Públicas (MOP) no está autorizada pero siguen trabajando, ¿hasta cuándo?

••

Otra vez el acceso sur de San Lorenzo tapado de camiones gracias a Molinos Río de La Plata (en el cual cobran $160 por camión para estacionar), con más cupos que espacio en la playa de estacionamiento. Siempre está colapsado. La gente de Ricardone otra vez queda encerrada en el pueblo. Todos los camiones parados sobre la cinta asfáltica por toda la AO12. Una vergüenza. Me gustaría que esto se informe en el diario para ver si le dan una solución. Nicolás Almada.

••

Inseguridad en el barrio 7 de Septiembre. Mi hermano es adicto y comete actos delictivos bajo consumo o no. En reiteradas ocasiones fuimos con mi mamá a los Tribunales, Defensoría 2 y Colegiado de Familia 7. Pedimos una protección de personas para él y para terceros ya que es peligroso, lo mismo la gente con la que anda. Primero pedíamos que nos ayuden a una internación compulsiva para su tratamiento, pero no pasó nada. El otro día bajo consumo cometió tres actos delictivos y la fiscal Granato lo dejó en libertad. Nosotros pedimos su internación forzada y tratamiento, o que por seguridad nuestra y de nuestros vecinos vaya preso, pero nadie hace nada, ¿a quién debemos recurrir? ¿O tenemos que esperar a mi hermano en un cajón o que mate a alguien? Ya no damos más, hace dos años nos tienen dando vueltas sin ninguna solución. La forense del Tribunal dice que está loco, pero nadie nos hace un oficio para internarlo en una comunida terapéutica cerrada y nadie tampoco hace nada por los delitos que él comete. Por favor, que alguien nos ayude.

Comentarios