Información Gral
Sábado 06 de Agosto de 2016

Una patota mató a golpes a un adolescente de 16 años en Corrientes

Ocurrió a la salida de un colegio nocturno de Mercedes. Separan al médico de guardia que le dio una pastilla y lo devolvió a su casa.

Un adolescente de 16 años murió al sufrir una descompensación provocada por una brutal golpiza que recibió por parte de tres jóvenes a la salida de un colegio de la localidad correntina de Mercedes.

El hecho sobresaltó a gran parte de la población correntina, y las autoridades provinciales no tuvieron más remedio que separar de su puesto al médico que atendió al chico, al que solo le recetó un analgésico y lo envió de nuevo a su domicilio.

Los tres atacantes fueron detenidos; uno de ellos —menor de 16 años— decidió declarar.

Todo arrancó hace una semana cuando el viernes 29 de julio, a las 23 horas, Lucas Bebans fue atacado a la salida del turno noche de la escuela Nº82 —donde asistía— por tres chicos de 16, 19 y 22 años.

Al parecer el motivo que explicó la agresión es una rivalidad entre barras de dos barrios de la ciudad.

Familiares del chico contaron que tras recibir la golpiza, Bebans fue hasta su casa y permaneció allí con fuertes dolores. Al día siguiente, lo trasladaron al nosocomio local y luego de ser atendido por el médico de guardia lo enviaron de vuelta a su domicilio. Recién el lunes volvió al hospital por la constante queja de dolor y decidieron pasar antes por la comisaría para radicar la denuncia. Allí la víctima contó quienes fueron los autores de la agresión pero no alcanzó a firmar su declaración porque se descompuso.

Lo llevaron de nuevo al hospital y ante el grave cuadro, los médicos de turno decidieron derivarlo a Corrientes, la capital provincial. El traslado se concretó el martes pero el miércoles a la madrugada el adolescente falleció en el Hospital Escuela. El doctor Alfredo Revidatti, director del nosocomio, dijo que tuvo un traumatismo de cráneo y varios golpes internos.

"Cuando lo mandaron de nuevo a casa del hospital me quería morir. Caminaba parecía una momia. Estaba desfigurado. Lo alzamos en el auto y lo llevamos a la Policía. En la comisaría alcanzó a decir quienes fueron los que le pegaron", relató Cuqui Rey, abuela del corazón de la víctima.

"Después ya no respondía, se empezó a rascar y estaba todo brotado porque le dio una reacción alérgica. Entonces se cortó la declaración y lo volvemos a llevar al hospital donde lo internan. Ahí le pusieron un corticoide", agregó. "Después le agarran convulsiones y le sube la temperatura. Yo me di cuenta que se estaba muriendo. Entonces le hicieron una tomografía, y el médico me dice que no veía nada grave, y hasta me dijo: «Si no tiene sangre en el cerebro». A las horas nos llama otra doctora diciendo que debían derivarlo de urgencia a Corrientes", agregó la mujer.

"Lucas murió porque es pobre. Si en el hospital le avisaban a la Policía, esto podía evitarse. Porque estaba muy claro que a Lucas lo habían molido a golpes", dijo Cuqui Rey.

El caso es investigado por la comisaría primera, el juzgado de instrucción y la fiscalía de Mercedes.

El ministro de Salud correntino, Ricardo Cardozo, decidió remover al médico que atendió a Bebans. "Estamos consternados por lo sucedido. El hospital estaba apto para contenerlo, desafortunadamente la negligencia de un profesional hace que toda la tarea del equipo de salud quede empañada. Me comuniqué con el director y decidimos sacarlo de la guardia del establecimiento", señaló.

En tanto, el fiscal de instrucción de Mercedes, Enrique Deniri, informó que de los tres detenidos, uno de ellos decidió declarar. Los otros dos se abstuvieron. El menor de 16 años contó que no estuvo en la escena en el momento en que Lucas fue agredido a golpes y dio los argumentos para confirmar sus dichos. Los otros dos jóvenes permanecen detenidos en una comisaría de Mercedes.

En el marco de la investigación, el fiscal Deniri pidió informes al hospital para conocer quiénes fueron los médicos que atendieron al menor cuando acudió al lugar. Y a su vez aguardaba los resultados de la autopsia médico legal que podrían estar para la semana que viene.

El comisario Marcos Toledo confirmó que la agresión fue por diferencias entre dos grupos de dos barrios de Mercedes y señaló que él fue "al hospital de Mercedes y le habrían dado solo un calmante por los golpes".

Comentarios