Inseguridad
Lunes 22 de Agosto de 2016

Una entradera caldeó los ánimos y cortaron todo bulevar Rondeau

Un hombre llegó a su casa en La Florida y vio huir a los ladrones, los persiguió con su camión y al perderlos cruzó el vehículo en la avenida

Hartos de que el barrio La Florida sea blanco de arrebatos y entraderas, ayer un grupo de vecinos cortó las cuatro manos de avenida Rondeau al 4200 y prometió volver a concentrarse en simultáneo con la movilización en reclamo de justicia y de seguridad que se realizará el próximo jueves frente a Tribunales (ver aparte). La protesta detonó cuando ayer a las 16.30 Ricardo Fernández, que vive en San Patricio al 900, regresaba al hogar en su camión con acoplado y vio "reventada" la puerta. También alcanzó a ver salir en moto a uno de los ladrones y sin pensarlo dos veces se lanzó a perseguirlo por Rondeau, pero lo perdió. Y entonces se armó la protesta: Fernández cruzó su camión y otras personas sumaron sus autos, medida que prometen repetir cada vez que haya un robo. "Estamos cansados, mientras estuvimos en el corte hubo tres arrebatos en el barrio", aseguró el camionero.

En realidad, los vecinos no dan crédito a la seguidilla de entraderas que se viene dando en un radio de cinco cuadras a contar desde la esquina de Rondeau y Martín Fierro "desde hace más o menos un mes".

Aseguran no saber qué más hacer: instalaron alarmas comunitarias, mantienen grupos de Whatsapp y páginas de Facebook donde se comunican y advierten sobre situaciones que perciben como peligrosas, e incluso ya habían cortado esa misma avenida a principios de agosto para reclamar por más seguridad para la zona.

"Y es cierto que nos pusieron más patrullaje, se ven efectivos de a tres caminando, el incremento policial es visible", contó uno de los vecinos de nombre Gonzalo. "Pero es algo que no se puede creer: nada alcanza, tenemos una entradera por día sin contar los arrebatos", graficó.

El hombre desgranó sucesivos hechos que se registraron en su barrio en los últimos días, algo que habría merecido "no levantar más el corte". Para Gonzalo, cuesta entender "cómo (los delincuentes) no tienen miedo, no tienen límites y nada los intimida".

De hecho, lo que Fernández vivió ayer lo sumió en ese mismo estupor al llegar a su hogar y toparse con los ladrones que huían después de haberle "destrozado la vivienda" y de haberle robado objetos de electrónica y dinero.

Pero su drama ayer en el barrio no fue el único, sino que esa misma mañana, a la vuelta de su casa, ya se había dado otra entradera.

Clima caldeado. Así, muy enojado, sólo optó por atravesar su camión con acoplado sobre Rondeau. En minutos se le sumaron otros vecinos con sus propios autos y batiendo cacerolas.

Ahora, prometen repetir el corte cada vez que sean víctimas de la delincuencia. Y por de pronto, el jueves a las 20 se concentrarán en Rondeau y Martín Fierro para sumarse al clamor por seguridad.

Rondeau Inseguridad VIDEO


Comentarios