Información Gral
Viernes 17 de Junio de 2016

Una alumna fue violada por sus compañeros y compañeras al volver de clase

Fue inmovilizada por las mujeres con un cuchillo en el cuello para facilitar el ataque sexual de los varones. Hay cuatro detenidos

Una joven de 19 años fue emboscada, golpeada y violada por una decena de compañeros y compañeras de un bachillerato para adultos, en la localidad salteña de Salvador Mazza, en el límite con Bolivia.

El brutal ataque, según se conoció ayer, se produjo el viernes pasado a las 23 en el barrio Ferroviario, de esa localidad del extremo norte de la provincia, y por el hecho hay cuatro detenidos, dos hombres y dos mujeres.

Entre los atacantes, de acuerdo con una denuncia realizada, había varias mujeres que se encargaron de sujetar a la víctima para que fuera violada por compañeros varones. Todo ocurrió cuando la víctima volvía a su domicilio tras asistir al Bachillerato Salteño Para Adultos (Bspa) de Profesor Salvador Mazza.

La joven dijo en la denuncia policial que fue interceptada por compañeros de la escuela cuando caminaba por un puente cercano a la ruta nacional 34, donde en forma habitual toma un atajo para dirigirse a su vivienda, en el barrio Ferroviario de esa localidad.

Cuando caminaba por el puente sobre el arroyo Guandacarenda, sostuvo la joven, fue interceptada por dos de sus compañeros de curso, que le cerraron el paso y la llevaron a otro lugar donde se encontraba el resto del grupo, que perpetró las violaciones.

En esas circunstancias, de acuerdo con la información difundida por el diario El Tribuno, los estudiantes llevaron casi arrastrando a su compañera a un paraje conocido como Las Palmeras, un lugar sin iluminación pública que, por las temperaturas invernales, se encontraba desierto.

En ese lugar, los dos captores entregaron a la víctima a una patota integrada por otros diez compañeros, que la rodearon, amenazaron con armas blancas y aplicaron puñetazos y patadas.

Según la declaración, la joven fue inmovilizada por las mujeres con un cuchillo en el cuello para facilitar el ataque. Uno de los varones que integraba el grupo le sacó la ropa y fue violada por él y los demás hombres.

Desesperada. En medio del ataque, la joven comenzó a gritar con desesperación y los agresores terminaron yéndose, dejándola abandonada.

Vecinos del vecindario denunciaron que habían escuchado los gritos desgarradores de la joven agredida, llamaron a la policía y un móvil de la Comisaría 40 acudió a la zona. Para cuando la patrulla llegó a la zona, la chica, semidesnuda, había escapado rumbo a su casa, por lo que tuvieron que localizarla y tasladarla a un hospital de la zona.

El grave hecho fue admitido por el director del Bspa de Salvador Mazza, Julio Argañaraz, quien sostuvo que pidió a las autoridades educativas que se facilite "algún tipo de asistencia psicológica a los alumnos".

"Tengo entendido que todo comenzó por cosas sin importancia: «cómo me mira», o «cómo se viste» o «¿qué se cree?», son las expresiones que han terminado en el ataque a esta chica", afirmó el director, que calificó el hecho como "lamentable". El director dijo en declaraciones a la prensa local que el hecho "reviste tanta gravedad que he pedido a la supervisora de zona que arbitre los medios para que haya algún tipo de asistencia psicológica a los alumnos".

En ese sentido, destacó la importancia de que los alumnos cuenten con asistencia psicológica "para prevenir hechos de violencia".

Argañaraz consideró como "lamentable el hecho" y afirmó que "la joven no ha regresado a clases después de lo que sucedió".

En el caso, tomó intervención el fiscal penal de Salvador Mazza, Armando Cazón, quien dispuso la detención de cuatro de los agresores.

Fuentes policiales informaron a la prensa que por el hecho fueron detenidas cuatro personas, dos hombres y dos mujeres, todos mayores de edad, y buscaban a otras identificadas por la víctima.

Comentarios