Violencia de género
Jueves 13 de Octubre de 2016

"Un viejo en un colectivo me toca y me sonríe", el tuit que desató un millón de testimonios de violencia

La red social sirvió como lugar de desahogo para mujeres y hombres y de paso, puso nuevamente sobre la mesa un problema vigente en todas las sociedades: la cultura de la violación.

Un tuit de la escritora canadiense Kelly Oxford invitó a sus casi 750.000 seguidores a relatar los abusos sexuales que han sufrido, y desató un torrente de testimonios sobre un tema explosivo en Estados Unidos. "Mujeres, tuiteen sus primeras agresiones. No son solo estadísticas. Comienzo por mí misma: un viejo en un bus me toca y me sonríe; tengo 12 años".
Con ese mensaje la bloguera canadiense y referente en las redes sociales, que reside en Los Angeles, lanzó el desafío el viernes pasado, apenas un par de horas después de la difusión de un video de 2005 en el cual el candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump aparece diciendo groserías sobre las mujeres que desea, y jactándose de hacer lo que quiere con ellas porque es famoso.
Embed

Una hora después de su tuit, la canadiense de 39 años y madre de tres hijos, recogía miles de testimonios y surgía la etiqueta #notokay (no está bien). Al día siguiente, mostraba su sorpresa ante el flujo ininterrumpido de respuestas, al ritmo de 50 por minuto, que superaron ampliamente el millón.
A veces con pudor, a veces con palabras muy crudas, las mujeres contaron cómo un familiar, un amigo de un amigo, un profesor o un desconocido abusó de ellas un día. Pero también recogió relatos de hombres que fueron víctimas de violencia sexual o que están deseosos de tomar distancia del comportamiento de Trump.
Hoy, los testimonios siguen llegando, aunque a un ritmo más lento. Aunque es demasiado pronto para saber si el republicano podrá remontar la pendiente tras su caída en los sondeos a causa del video, el tema atizó un debate sobre el tema de la violencia sexual que ha ganado espacio en Estados Unidos estas últimas semanas.

Comentarios