Policiales
Miércoles 11 de Enero de 2017

Un pueblo convulsionado por el crimen de una mujer

La víctima tenía 73 años y vivía en Sierras Bayas, cerca de Olavarría. Es el segundo homicidio en dos meses y anoche hubo un marcha al municipio

Una mujer de 73 años fue encontrada asesinada a golpes en su casa de la localidad de Sierras Bayas, en el partido bonaerense de Olavarría, y los investigadores no descartan la hipótesis del robo. La víctima fue identificada como María Elena Vigneau, cuyo cuerpo fue hallado por su hijo en una vivienda del barrio Villa Arrieta de la localidad ubicada a unos 15 kilómetros al sudoeste de la capital departamental y a 355 kilómetros de Capital Federal.

El de Vigneau es el segundo crimen que se cometió en esa localidad de unos 4.000 habitantes en los últimos dos meses, por lo que los vecinos se manifestaron preocupados y anoche marcharon a la plaza central del municipio.

Fuentes judiciales informaron que la víctima apareció en el baño del inmueble y que su hijo llamó al 911. Al llegar al lugar, personal de la subcomisaría de Sierras Bayas constató que la mujer estaba muerta y que había sufrido varios golpes en el cuerpo por lo que convocaron a sus pares de la Policía Científica para realizar los peritajes en busca de rastros o huellas del homicida.

Los investigadores no descartaban ninguna hipótesis, incluso la de un intento de robo, y aguardaban el resultado de la autopsia para determinar las causas de la muerte que es investigada por la fiscal Paula Serrano, quien se hizo presente en la escena del crimen.

Fuentes de la pesquisa adelantaron que si bien no se descarta ninguna hipótesis, la línea más fuerte está relacionada a un "robo al voleo".

Conmoción

Este es el segundo crimen cometido en Sierras Bayas en los últimos dos meses. En los primeros días de noviembre Carlos Miguel Leal, de 85 años, fue encontrado por un familiar en el interior de su vivienda. Estaba gravemente herido a golpes y falleció en el hospital municipal.

A causa de ambos hechos los vecinos de la población se manifestaron "preocupados", ya que la mayoría de los habitantes son personas de avanzada edad acostumbradas a vivir en un lugar donde "se conocen todos" y donde "siempre tuvieron una vida tranquila" y ahora, tras estos hechos, "están asustados".

En ese marco los vecinos se quejaron por el escaso control policial en la zona donde, aseguraron, hay solamente "un móvil y pocos oficiales". Además, comentaron que tienen alguna sospecha de quienes pudieron ser los autores del crimen, pero prefieren que se encargue la Justicia de resolverlo, y contaron que se comunicaron entre ellos por las redes sociales y se convocaron para marchar anoche a la plaza central de Sierras Bayas bajo la consigna "Basta de violencia".

En la marcha reclamaron al intendente que dé explicaciones de los hechos sucedidos ya que "no se informa de los robos que hay" y de las medidas que se van a tomar para evitar nuevos casos.

la escena. La Policía Científica levantó rastros en la casa de Vigneau.

Comentarios