Edición Impresa
Martes 23 de Septiembre de 2014

Un apagón muy oportuno

Una diputada del ARI de Santa Cruz, Mariana Zuvic, denunció en Twitter que al iniciar Jorge Lanata su programa dedicado a Máximo Kirchner, la ciudad de Río Gallegos sufrió un apagón en importantes zonas de la ciudad.

Una diputada del ARI de Santa Cruz, Mariana Zuvic, denunció en Twitter que al iniciar Jorge Lanata su programa dedicado a Máximo Kirchner, la ciudad de Río Gallegos sufrió un apagón en importantes zonas de la ciudad. La sospecha es que se trató de una maniobra del kirchnerismo para impedir que los vecinos de la capital santacruceña pudieran ver el programa. Zuvic incluso posteó fotos de barrios en los que se podían apreciar los cortes de luz. ¿Será cierto, o apenas un ataque de suspicacia de la sensible oposición?

La guitarra equivocada

Días atrás en esta misma columna se publicó una breve nota haciendo referencia a la nueva actividad artística del cineasta Gustavo Postiglione. Parece que el hombre, acaso fatigado de la rutina de los sets, ha decidido dedicarse al rock and roll. Y a tal fin, adquirió una guitarra impactante. Justamente, en la breve nota a la que se aludió se informó de manera errónea que el preciado instrumento era una Fender Stratocaster. El propio Postiglione, vía Twitter, aclaró que se trataba de una Telecaster.  Y ante el aparente escepticismo de muchos de sus amigos sobre sus cualidades musicales, prometió “sorprender”. Todo indica que se tiene fe.

El cumpleaños de un prócer

El periodista pegó un salto: eran las dos y media de una madrugada inhóspita cuando el silencio se quebró con el inesperado sonido del teléfono celular. Las deducciones del hombre de prensa se produjeron a la velocidad del rayo: o se trataba de una emergencia o bien de una dama en apuros. Sin embargo, su fino olfato por esta vez no dio en el blanco. Es que del otro lado de la línea estaba un respetado colega, nada menos que Enrique King, prócer del periodismo rosarino. El ex secretario de Redacción de La Capital llamaba para contar que ayer era su cumpleaños número 68 y que el paso del tiempo no sólo no lo intimida sino que lo ve sumergido en un proyecto apasionante: escribir novelas policiales. Quienes lo conocen están impacientes por ver los resultados que produce en ese género, tan de moda, la vigorosa pluma del Negro.
 

Comentarios