Turismo
Domingo 22 de Enero de 2017

Para dar vía libre a la aventura y la belleza

La Patagonia en verano ofrece un corredor pleno de paisajes maravillosos para combinar deporte y recreo visual

El verano es buen momento para combinar vacaciones con actividades deportivas y especialmente si los lugares elegidos tienen como marco bellezas naturales como es el caso del parque Nacional Los Glaciares en Santa Cruz, o bien en el Lago Fagnano en Tierra del Fuego.

   En estas páginas les detallaremos seis actividades imperdibles para quienes planeen viajar por la zona en estos días y "aspiren a pasar momentos únicos y con espíritu de aventura".

Rafting

Al sudoeste de la provincia de Santa Cruz se encuentra el Parque Nacional Los Glaciares, y dentro del mismo fue fundada la ciudad de El Chaltén; más conocida como la "capital nacional del trekking" por la cantidad de senderos y lugares que tiene para explorar considerando como centro al emblemático Cerro Fitz Roy. Como novedad es que tambián se puede realizar rafting en el Río de las Vueltas. Esta actividad sólo se puede desarrollar vestidos con un equipamiento especial (importado de Europa) que protege del ingreso del agua al cuerpo ante posibles caídas o bien en el transcurso de la travesía.

   Durante dos horas la actividad transcurre entre seis kilómetros de aguas tranquilas y serpenteantes siempre con vista del Cerro Fitz Roy , y en la medida que se avanza comienza el ingreso a la zona del cañadón que anuncian la llegada de los rápidos con mayor o menor energía que se sortearán de acuerdo al nivel de agua a lo largo de los siguientes nueve kilómetros, hasta llegar a la calma del tramo final.

Kayak

En el otro extremo del Parque Nacional Los Glaciares, y en el corazón de la zona del Glaciar Upsala, se desarrolla la experiencia Kayak. Para ello es necesario partir en una navegación de tres horas por el lago Argentino hacia el lugar desde donde parte la expedición de kayak eligiendo alguna de las playas habilitadas al desembarco. Con una preparación previa y adecuada en cuanto a vestimenta y las explicaciones técnicas del coordinador, ya el grupo se encamina hacia el lugar elegido, a partir de donde comienza la remada que transcurre en el canal Upsala avistando témpanos y glaciares de todos los tamaños.

   Es algo único en el medio de la misma inmensidad, en donde el silencio se puede sentir y la camaradería del grupo tiene un lugar de privilegio en el disfrute de la actividad. Como está limitado el ingreso a esa zona del Parque Nacional sólo un cupo máximo diario de personas pueden realizarla, por lo que es recomendable reservarla con anticipación.

Ciclismo y aventura

Calafate Mountain Park es el centro de actividades de montaña, con varias opciones para disfrutar en el verano. Ubicado en el cerro Huyliche es posible ascender desde la base en un trekker que recorrerá unos 35 kilómetros a espaldas de la ciudad, por sendas escarpadas realizando varias paradas, una de ellas es en la zona del Balcón del Calafate a los 1.050 metros sobre el nivel del mar desde donde hay vistas impresionantes que con buen tiempo es posible como avistar la zona de acumulación de los glaciares, y los cerros Fitz Roy y Torre en El Chalten.

   Ese es un espectáculo único, que continúa en el camino hasta el Laberinto de Piedras, de característica original que proviene de una formación del período cretácico, que data de 85 millones de años de antigüedad y en donde alguna vez circuló un río. Al llegar a la confiteria la recepción a los expedicionarios es con una bebida caliente y sandwiches, lo que permite recargar energías para seguir realizando actividades como recorridos en cuatriciclos.

   El descenso se realiza por la formación denominada Sombreros Mexicanos, curiosas concreciones de hierro que sólo se encuentran en cuatro lugares del mundo. Otra opción es realizar el descenso en grupo de ciclistas que posean un nivel medio, pero siempre acompañados por un guía.

Exploración 4x4

La experiencia comienza saliendo desde Ushuaia a bordo de camionetas Land Rover, en una excursión hacia el corazón de la isla, pasando por centros invernales hasta llegar al borde del lago Escondido desde donde comienza la travesía incursionando en el bosque fueguino por senderos fangosos y difíciles de transitar sino se realizan con esas camionetas.

   Luego de una caminata un refugio aparece tras la espesa arboleda y allí es el momento de compartir el almuerzo que consiste en una picada con cordero fueguino.

   Es muy destacable el contacto con la naturaleza incursionando en bosques, lagos y visualización de castoreras, y por la tarde si el tiempo lo permite remar en el lago en canoas para el cierre de la jornada.

Trekking

La excursión a laguna Esmeralda es una de las perlas más buscadas en cuanto a travesías en Tierra del Fuego; el punto de partida es el Valle de Lobos, ubicado a 19 kilómetros de la ciudad de Ushuaia, y desde allí transitar casi 9 kilómetros por diferentes paisajes, comenzando dentro de un bosque habitado por lengas, coihues y ñires.

   Luego se sigue por un camino que conduce entre castoreras y turbales, con la dificultad de la superficie la asemeja a caminar sobre grandes extensiones de esponjas hinchadas por el agua, y a partir de allí el camino ascendente que bordea distintas cascadas provenientes del deshielo cordillerano, cuyo punto máximo es una subida en donde de manera imprevista aparece la laguna con su color distintivo rodeada de la cadena andina en su parte austral.

   Luego de caminar por la playa y fotografiar la belleza del paisaje, se emprende el regreso para almorzar en Valle de Lobos, el cordero a la estaca que también formaba parte del plan para coronar tan maravillosa experiencia.

Comentarios