Turismo
Domingo 29 de Enero de 2017

El Faro San Antonio cumplió 125 años

Declarado Monumento Histórico Nacional, está a 11 Kilómetros del centro de San Clemente del Tuyú, dentro del complejo Termas Marinas

Declarado Monumento Histórico Nacional, está a 11 Kilómetros del centro de San Clemente del Tuyú, dentro del complejo Termas Marinas

El Faro San Antonio fue construido en 1890 en la ciudad de París por la firma "Barbier y Cía", empresa que se dedicaba al diseño, fabricación y emplazamiento de faros en todo el mundo. Dos años más tarde fue trasladado a la Argentina y puesto en funcionamiento a 11 kilómetros de San Clemente del Tuyú.

Es el único faro del país que cuenta con un moderno elevador panorámico, a través del cual se puede apreciar el magnífico paisaje que lo rodea. La bahía de Samborombón, Punta Rasa, el arroyo de San Clemente, la Ría de Ajó y las ciudades costeras junto a la inmensidad del océano, constituyen el marco en el cual está emplazado. Desde la parte superior del faro, se puede observar el paisaje circundante a través de una garita de vidrio, con 14 ventanillas rectangulares.

Su estructura consta de una columna central de hierro de 63 metros de altura y un diámetro de 1,80 metros, sostenida por un trípode de metal apoyado sobre una base de hormigón armado, que forma al mismo tiempo, la envoltura exterior de la escalera de caracol de 298 escalones. La torre está coronada por una cúpula cilíndrica de cuatro metros de diámetro exterior, dividida en dos cámaras, la primera para observación y la segunda es una sala de guardia e iluminación.Funciona con sistema eléctrico y su alcance luminoso es de 21 millas marinas (39 kilómetros).

Por otra parte, este antiguo centinela de la bahía, cuenta, desde el 12 de enero de 2015, con la señalización del denominado "Emblema Azul", símbolo utilizado para identificar los sitios culturales protegidos en caso de conflicto armado.

El emblemático monumento se encuentra en un complejo de entretenimiento y esparcimiento familiar, ubicado en el punto de encuentro entre el Río de la Plata y el océano Atlántico. Rodeado de una añosa y compacta arboleda, produce un micro clima por lo cual en verano brinda sombra y frescura y en invierno reparo de los vientos. La belleza del entorno se completa con un atractivo natural único, las Termas Marinas.

Los minerales termales.

Las Termas Marinas son un destino ideal donde el relax y la diversión se fusionan en un ambiente con un atractivo turístico natural imponente. Las piscinas de las termas contienen aguas termales minerales que surgen a 55º C y se obtienen por condiciones naturales de extracción.

Las aguas varían sus efectos según la temperatura, entre 30º y 34º: mejoran la circulación, entre 35º y 37º: son sedantes del sistema nervioso, y entre 37º y 39º son descontracturantes y estimulan la recuperación de patologías óseas, como secuelas de fracturas. El parque con cinco piscinas de distintas profundidades, con 162 hidrojets, de las cuales dos son cubiertas y están unidas a través de pasillos que comunican las zonas de vestuarios, duchas y sanitarios.

Los más pequeñitos pueden optar por la piscina recreativa que cuenta con dos toboganes de caprichosos recorridos y para la diversión de toda la familia podrá disfrutar una fantástica sensación dentro del agua en movimiento en la piscina con olas, bajo la supervisión permanente de profesionales del lugar. El complejo también ofrece actividades que le permitirán experimentar bienestar y relajación: clase de aqua relax, fasciales, masajes relajantes y descontracturantes y visitas guiadas que narrarán acerca de la flora y fauna que integran este maravilloso entorno. Esta es una experiencia única para el descanso y el disfrute familiar.

Comentarios