El Mundo
Martes 10 de Enero de 2017

Trump está muy lejos de haber resuelto sus conflictos de interés

Pese a sus promesas de desvincularse de su emporio, a 10 días de tomar el poder sigue al frente de unas 500 empresas de toda clase

Donald Trump se comprometió a desvincularse del emporio internacional de bienes raíces de su familia, de la administración de propiedades y de la venta de licencias antes de asumir la presidencia el 20 de enero. A menos de dos semanas, no ha hecho mucho en ese sentido. Y ayer se supo que su yerno, muy activo en el campo de los negocios familiares, será parte de su gabinete en la Casa Blanca.

Trump suspendió algunos acuerdos internacionales y disolvió un puñado de compañías creadas con miras a ciertas inversiones. Pero sigue siendo propietario o controlando unas 500 empresas que constituyen la Trump Organization, lo que da pie a potenciales conflictos de interés en una escala sin precedentes en la historia de la política estadounidense.

Se espera que Trump informe acerca de las medidas que está tomando para distanciarse de sus negocios en una conferencia de prensa programada para mañana. El viernes pasado le dijo a Associated Press que anunciaría "una solución muy sencilla''. Expertos dicen que Trump debería vender todos sus bienes y colocar sus inversiones en una fundación que administre sus negocios en forma independiente, que su familia no controle. Eso es lo que han hecho todos los presidentes en el pasado.

Trump no ha dado indicio alguno de que piense hacer eso. Dijo que no participará en el manejo de sus empresas y que eso lo harán sus hijos Eric y Donald Trump Jr. Tampoco ha hablado de los potenciales conflictos de interés que podrían surgir si mantiene el control de su emporio financiero.

En la región

En el terreno de las inversiones extranjeras, Trump ha suspendido una serie de iniciativas en Azerbaiyán, Brasil, Georgia, India y Argentina. La AP comprobó que disolvió empresas creadas específicamente para posibles negocios en Arabia Saudita. Pero no está claro el alcance de estas medidas.

La Trump Organization sigue teniendo intereses en todo el mundo y planea incluso la inauguración de un campo de golf en Dubai el mes que viene. Y Eric Trump, vicepresidente de la Trump Organization, declaró la semana pasada al diario argentino Clarín que la empresa quiere hacer nuevos negocios en Argentina. "Nos gustaría encontrar algo'' en Buenos Aires, manifestó. "Ya encontraremos algún proyecto''. Eric Trump aseguró que no habrá conflictos de interés y que el gobierno y los negocios de su padre funcionarán "por separado''.

Ninguna iniciativa refleja mejor los posibles conflictos de interés de Trump que su hotel en el viejo edificio de la Oficina de Correos de Washington. El gobierno nacional, que él encabezará, es el propietario del edificio donde Trump inauguró un lujoso hotel pocos días antes de su asunción. El contrato que firmó Trump con el gobierno prohíbe expresamente que funcionarios electos tengan intereses financieros en la propiedad.

Trump sigue siendo el productor del reality show "Celebrity Apprentice'', aunque dice que no trabajará en ese programa en el futuro. Trump tiene numerosas deudas comerciales y sus acreedores podrían tratar de sacar provecho de su relación con el presidente y su familia. En mayo del año pasado Trump reveló que adeuda unos 315 millones de dólares, mayormente hipotecas sobre sus propiedades. La deuda es con bancos.

El mes pasado Trump dijo que cerraría la Fundación Donald J. Trump para evitar conflictos de interés. Anunció esa decisión después de que la fundación admitiese que en 2015 y años previos violó normas que impiden usar fondos o bienes de obras caritativas para beneficio personal, de la familia, de las empresas o de los donantes. La fiscalía de Nueva York dice que la fundación no puede ser disuelta hasta que complete su investigación. Eric Trump cerró su propia obra de beneficencia, que recaudaba fondos para el hospital de niños Saint Jude, después de que se descubrió que ofrecía encuentros para tomar un café con su hermana Ivanka a cambio de dinero.

Ivanka y Jared

Sobre la familia, persisten las dudas en torno al papel de Ivanka y de su marido Jared Kushner, que tienen negocios propios y asesorarán al presidente. Y ayer precisamente se supo que Kurshner estará en el gabinete de la Casa Blanca como asesor. Kushner, de 36 años, será asesor principal del presidente, con lo que asegurará su ingreso a la Casa Blanca, informaron el diario Washington Post y el canal NBC. Kushner fue una figura de peso en el equipo de Trump durante la campaña, en la que se ocupó de la estrategia digital. El yerno de Trump forma parte de una familia judía ortodoxa y es un asesor influyente en políticas para Medio Oriente. El padre de Kushner, Charles, es una figura importante en la escena inmobiliaria de Nueva York, al igual que Trump. Allegados a Kushner, quien tiene una empresa de bienes raíces, dijeron que el yerno de Trump está consultando con la Oficina de Etica para conciliar su conflicto de intereses. Ivanka Trump es ejecutiva en la empresa de su padre y tiene una línea propia de zapatos, joyas y otros productos de lujo. Para desempeñar un cargo en el gobierno, tanto Ivanka como Kushner deberían demostrar que no corresponde aplicarles las leyes contra el nepotismo.

Trump asumirá la presidencia mientras encara varias demandas. Como la que inició el propio Trump contra el chef español José Andrés porque se negó a abrir un restaurante en el nuevo hotel del magnate en Washington en protesta por los comentarios que hizo contra los mexicanos. Tras su victoria electoral de noviembre, Trump aceptó pagar 25 millones de dólares para resolver dos demandas relacionadas con la Trump University. Se lo acusaba de engañar a los estudiantes. En el arreglo no aceptó haber cometido infracción alguna y todavía no ha hecho el pago, según los archivos de los tribunales.

en familia. Trump, rodeado de su esposa Melania y sus hijas Tiffany e Ivanka. Detrás, sus hijos Eric y Donald Jr.

Más inversiones

de Fiat y Ford

Donald Trump celebró en Twitter nuevas inversiones de Fiat-Chrysler y Ford. "Finalmente pasó. Fiat Chrysler acaba de anunciar planes de inversión por mil millones de dólares en Michigan y Ohio, sumando 200 trabajos", celebró Trump. En otro tuit, recordó: "Ford dijo la semana pasada que se expandirá en Michigan en lugar de construir una planta en México. Gracias Ford y Fiat C". Fiat Chrysler admitió que "la inversión en Michigan permitirá producir la pick up Ram, que se produce en México", pero aseguró que esto no afectará sus planes en México.

Los expertos dicen que debe entregar todo a una fundación que

quede fuera del alcance de su familia

Comentarios