Ovación
Martes 10 de Enero de 2017

Tras el impasse siguen acelerando

El rally entró en la recta final. Villagra y Mazzucco están quintos.

La reanudación del Dakar, con el ingreso a la etapa definitiva, no arrojó demasiados cambios, ya que el francés Stephane Peterhansel (Peugeot) y el inglés Sam Sunderland (KTM) afianzaron sus lideratos en autos y motos en la séptima etapa, entre La Paz y Uyuni, un trazado modificado y recortado como consecuencia de las lluvias que afectan a Bolivia desde el viernes.

Los tramos de enlace también fueron rectificados y constaron de 640 kilómetros repartidos en dos zonas de 400 y 240. En total, los pilotos recorrieron 801 kilómetros hasta Uyuni, casi 200 más que los previstos inicialmente.

La que está en curso es la etapa maratón, en la cual los pilotos no pueden recibir asistencia en sus vehículos. La segunda parte de ella se completará hoy con la octava etapa entre Uyuni y Salta, sobre un trazado de 892 kilómetros, con 492 de especial, que significará el retorno a la Argentina rumbo a la definición del domingo en Buenos Aires.

En motos sorprendió ayer el estadounidense Ricky Brabec (Honda), mientras que en cuatriciclos el ruso Sergey Karyain (Yamaha) se quedó con la etapa.

En camiones se impuso el ruso Dmitry Sotnikov, más allá de que la general aún le pertenece al siempre favorito Gerard De Rooy.

Entre los argentinos los mejores posicionados son Daniel Mazzucco (cuatriciclos) y Federico Villagra (camiones). Están quintos.

Comentarios