Cartas de lectores
Martes 17 de Mayo de 2016

Tendría que ir a la villa

Margarita Barrientos contó que hace dos años la invitaron a Roma a conocer al Papa Francisco, pero se le ordenó retirarse y no fue recibida porque ese día el Pontífice iba a recibir a la señora Estela de Carlotto.

Margarita Barrientos contó que hace dos años la invitaron a Roma a conocer al Papa Francisco, pero se le ordenó retirarse y no fue recibida porque ese día el Pontífice iba a recibir a la señora Estela de Carlotto. Esta última negó haber tenido influencia en el hecho y agregó que nunca había conocido a Barrientos y que "si es por ignorancia o porque se lo habían dicho y lo creyó, que venga a hablar conmigo". Que la señora de Carlotto nunca haya conocido a Barrientos es lógico, porque siempre se movió en las altas esferas del gobierno kirchnerista y sus millonarios integrantes, y en cambio Margarita Barrientos trabaja dando de comer a necesitados en una villa. Van por distintos carriles. Pero duele la soberbia de Carlotto al tratarla de ignorante y pretender que vaya a hablar con ella. ¿Quién se cree que es? Por el contrario, es la propia Carlotto quien tendría que ir a darle explicaciones a la señora Margarita Barrientos. Aunque le moleste tener que entrar en una villa.

Roque A. Sanguinetti

DNI 6.65831


Comentarios