Policiales
Jueves 09 de Junio de 2016

Sobre Machuca hay una larga lista de acusaciones

Además de liderar la banda de Los Monos, la jueza Alejandra Rodenas le achacó una serie de imputaciones conexas en la indagatoria de ayer.

La primera causa por la que Monchi Cantero respondió ayer ante la jueza Alejandra Rodenas es la de comandar una asociación ilícita dedicada a delitos violentos. Es la llamada "Causa Monos", en la que van a juicio 26 miembros identificados de la banda, en tanto 11 ya fueron condenados en un juicio abreviado. En su rol de ser uno de los jefes de la banda, en el juzgado de Instrucción Nº2 a cargo de Rodenas le atribuyeron otros hechos conexos vinculados con la actividad ilícita de la organización narcocriminal que surgió en el barrio Las Flores.

En el tribunal lo acusaron de haber organizado un piquete "en represalia" por la renuencia del entonces jefe de la comisaría 15ª a excarcelar a un integrante de la asociación ilícita apodado "Negro". Ese día convocó a los medios locales denunciando que no le tomaban la denuncia a una mujer y le pidió a uno de sus cómplices que le pagara por el armado de la historia. "Tirale una moneda, dale dos lucas a la minita", le dijo a su allegado. Esto fue captado en el celular de Monchi a las 10.33 del 22 de mayo del 2013. Por ese incidente fue imputado de atentado contra la autoridad agravado.

Amenazas. También le atribuyeron EM_DASHcuando se realizaron 30 allanamientos en los barrios Las Flores, La Granada y 17 de Agosto para atrapar a los integrantes de la familia CanteroEM_DASH haber llamado el 31 de mayo del 2013 con su Nextel a Mariano Ruiz (condenado como financista de la banda) para que se contactara con el comisario Cristián Floiger, entonces jefe de Inteligencia de Drogas Peligrosas, para que le solucionara un problema. Monchi decía que le habían plantado droga a Celestina Contreras, su madre de crianza, y no lo iba a permitir. "Escuchá. Llamalo a Floiger. Viste, a la Cele le pusieron un bagallo. Decile que llame al ministro de Seguridad. Más vale que no sea el bagallo porque vamos todos en cana, desde él al cabo de cuarto hasta el jefe de policía, hasta Bonfatti. Decíselo así nomás que yo tengo todas las grabaciones". Floiger se sentará en el mismo banquillo de acusados que Machuca el día del juicio. Monchi, en este caso, fue imputado de amenazas coactivas agravadas.

También fue acusado de haber intercambiado información en forma telefónica con Cristian Hernán Bustos, uno de los integrantes de la banda, sobre la ubicación de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) en bulevar Oroño y Lamadrid a las 19.21 del 10 de mayo del 2013. Además hablaron sobre la presencia de policias en el domicilio de Bustos. El contacto se registró a las 17.34 del 28 de mayo del 2013. También dialogaron sobre los efectivos apostados en Batlle y Ordóñez y Oroño a las 19.49 del 29 de mayo con la intención de eludir las investigaciones judiciales. Por estos incidentes fue imputado de encubrimiento agravado.

También le endilgaron haber recibido información del policía Juan Angel Delmastro, quien el 9 de mayo de 2013 le anticipó "múltiples allanamientos" de la entonces Brigada de Investigaciones, de la Dirección General de Control de Adicciones y de la Policía Federal. También le contó el 10 de mayo de 2013 acerca de operativos de la Policía de Seguridad Aeroportuaria. Delmastro, un ex agente de Inteligencia de Drogas Peligrosas, fue condenado por habilitar un ataque en la que resultó muerta Lourdes Cantero.

La jueza Rodenas le reprochó, en otro momento, haberse contactado con el sargento de Delitos Complejos (ya condenado por pertenecer a la banda) para conocer el estado de salud de Diego Demarre cuando agonizaba en el Hospital de Emergencias. Demarre era el dueño del boliche Infinity Night, frente al que un día antes habían matado a Claudio "Pájaro" Cantero. En una de las charlas captadas en su celular con Maciel, Monchi alude a Demarre como entregador de su hermano, lo que supone una venganza. Esa conversación se registró a las 13.04 del 27 de mayo de 2013. Maciel le comenta a Machuca que "está más para allá que otra cosa, siete le dieron... está listo prácticamente". Luego le pregunta a Monchi si fue Demarre quien "entregó" al Pájaro al convocarlo al boliche. Machuca le contesta que sí."

También le atribuyeron haberse comunicado en forma telefónica a las 14.55 del 14 de mayo del 2013 con el policía Juan José Raffo (procesado como un miembro de la asociación ilícita) para que averiguara el domicilio del comisario Cristian Romero, entonces jefe de la División Judiciales. Según la imputación de la magistrada, Raffo se comprometió a hacerlo a cambio de pagos previos. Por estos incidentes fue acusado de encubrimiento agravado.

Comentarios