Edición Impresa
Domingo 08 de Junio de 2008

Severo discurso en la fiesta de la prensa

La cena de homenaje por el Día del Periodista, bien servida y mejor regada, se realizó el viernes a la noche en el salón de la Asociación Empresaria. Los hombres y mujeres de prensa (algunas, cada vez más lindas) escucharon con atención las reflexivas palabras que pronunció el presidente del Concejo Municipal, Miguel Zamarini, en un momento difícil de la Argentina.

Severo discurso en la fiesta de la prensa

La cena de homenaje por el Día del Periodista, bien servida y mejor regada, se realizó el viernes a la noche en el salón de la Asociación Empresaria. Los hombres y mujeres de prensa (algunas, cada vez más lindas) escucharon con atención las reflexivas palabras que pronunció el presidente del Concejo Municipal, Miguel Zamarini, en un momento difícil de la Argentina. Pero el sesudo (y prolongado) discurso de una de las principales espadas políticas del socialismo no fue obstáculo para que más tarde la danza se desatara de manera salvaje. Así se hace: al mal tiempo, buena cara.

 

Un tropezón que esta vez fue caída

 

Y fue justamente en medio de la bacanal que un joven que hace prensa para el Ministerio de Educación trastabilló y no logró mantener el equilibrio. Pero su caída no merecería destacarse si no hubiera arrastrado en ella a una alegre cronista, con quien terminó en el suelo en situación comprometedora. Moderación, por favor.

Comentarios