El Mundo
Miércoles 12 de Octubre de 2016

Rusia y Francia se enfrentan por Siria

En medio de un enconado enfrentamiento por Siria, el presidente ruso Vladimir Putin aplazó por tiempo indeterminado un viaje a Francia después de que París revisó el programa de la visita y dijo que no quiere abordar otro tema que la crisis siria.

En medio de un enconado enfrentamiento por Siria, el presidente ruso Vladimir Putin aplazó por tiempo indeterminado un viaje a Francia después de que París revisó el programa de la visita y dijo que no quiere abordar otro tema que la crisis siria. El presidente francés, François Hollande, dijo ayer que Putin aplazó su llegada, prevista para la semana entrante, después de que el mandatario galo le asegurara que no asistiría a la inauguración de la nueva Iglesia Ortodoxa rusa y que solo le interesaba hablar sobre el conflicto sirio.

Durante el fin de semana, Rusia vetó una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU propuesta por Francia y España para poner fin a las hostilidades en el país desgarrado y culpó a París por negarse a discutir una versión negociada. El lunes, el canciller francés, Jean-Marc Ayrault, pidió a la Corte Penal Internacional que investigue posibles crímenes de guerra rusos en Siria. "Francia tiene un desacuerdo importante con Rusia sobre Siria", dijo Hollande. "Y el veto ruso de la resolución francesa en el Consejo de Seguridad de la ONU impide el cese de los bombardeos, así como la proclama de un alto el fuego".

Con todo, opinó, el diálogo con Rusia es esencial para detener la masacre. "Las víctimas principales son los civiles que viven y mueren bajo las bombas", dijo Hollande. "Es por eso que considero que es necesario un diálogo con Rusia, pero debe ser firme y abierto. En caso contrario... es una burla".

El viaje de Putin el martes a París incluía la inauguración de un centro cultural ruso y una exposición, pero la parte francesa alteró el programa, dijo el vocero del Kremlin, Dmitry Peskov. Este agregó que Putin podría visitar Francia en una fecha posterior que le resultara cómoda a Hollande. Negó que la cancelación del viaje reflejara un aislamiento internacional creciente de Moscú debido a sus acciones en Siria, donde sus aviones apoyan la ofensiva del ejército sirio en Alepo.

También se esperaba que el encuentro de Putin y Hollande arrojara avances en el conflicto ucraniano. Poco antes, el embajador ruso en Francia, Alexander Orlov, había hablado aún de la visita de Putin a París e incluso había asegurado que el mismo 19 por la noche Putin y Hollande se trasladarían a Berlín para cenar con la canciller alemana, Angela Merkel, y hablar del conflicto ucraniano. Pero por el momento no hubo confirmación de esa cita. "Ucrania no ha recibido por el momento ninguna invitación formal a la cumbre del cuarteto de Normandía", informó la presidencia de Kiev en referencia a ese formato de negociaciones. En el este de Ucrania, el ejército se enfrenta desde 2014 a separatistas prorrusos. Un plan de paz acordado el año pasado sólo ha sido implementado de forma parcial.

Comentarios