Ovación
Domingo 06 de Noviembre de 2016

Rosario sufrió una caída que lo dejó bien abajo

Cayó con Salta y el panorama se complicó demasiado. Está último en la tabla

Rosario no logra hacer pie en el Campeonato Argentino Angel Guastella. Ayer, ante Salta, en un partido que requería de máxima concentración, volvió a otorgar licencias defensivas y cosechó una nueva derrota (33-26). Este magro resultado, teniendo en cuenta de que el torneo es muy corto y no da revancha, hace que el plantel del Ñandú comience a ver comprometida su situación, ya que cayó al último lugar de la tabla de posiciones sumando solamente dos puntos.

El seleccionado norteño, que ya había dado muestras de su peligrosidad, ayer aprovechó para devolver las gentilezas de lo ocurrido el año pasado y venció al equipo del Ñandú en la cancha del Jockey Club salteño por 33-26, resultado maquillado por la levantada de la visita en el complemento.

Los mayuatos tuvieron un gran primer tiempo, llegando dos veces al try, mientras que Rosario sólo sumó vía penales de Mateo Escalante. Pero cuando todo indicaba que tenían para rematar el partido empezaron a sufrir, sobre todo en los últimos 15 minutos cuando la visita se les vino encima.

El seleccionado de Rosario estuvo cerca de lograr su propósito pero le faltó tiempo y sólo logró achicar distancias en el marcador y rescatar un punto bonus defensivo de tierras salteñas.

Con esta caída, la señal de alarma quedó encendida en el búnker rosarino, que ahora deberá sacar lo mejor de sí para obtener un buen resultado ante un Cuyo que pegó el batacazo en la primera fecha al empatar con la Naranja en Tucumán y empató ayer con el siempre candidato Buenos Aires, demostrando en la paridad que tiene este torneo que el mendocino es uno de los equipos que está dispuesto a dar pelea sin regalar nada.

Comentarios