Policiales
Sábado 27 de Agosto de 2016

Roban a abogado $ 2 millones y 50 mil dólares

Un abogado penalista de la ciudad de Dolores y su familia fueron asaltados por ladrones que se hicieron pasar por clientes y desvalijaron sus oficinas y su casa, de donde se llevaron unos 50 mil dólares y cerca de dos millones de pesos en efectivo.

Un abogado penalista de la ciudad de Dolores y su familia fueron asaltados por ladrones que se hicieron pasar por clientes y desvalijaron sus oficinas y su casa, de donde se llevaron unos 50 mil dólares y cerca de dos millones de pesos en efectivo.

El hecho trascendió ayer pero ocurrió el martes cerca de las 22, cuando el abogado Héctor Zamora esperaba a clientes para quienes había hecho unas gestiones judiciales.

Según voceros judiciales, hasta entonces Zamora había tratado con ellos de forma telefónica, luego de que lo contactaran para pedirle que interpusiera una serie de medidas por dos personas que estaban detenidas por robo de ganado. Zamora incluso se había trasladado hasta La Plata para presentar documentación en favor de los imputados, añadieron las fuentes.

Las personas que tomaron contacto con Zamora se comprometieron a pasar a pagarle sus honorarios. Y luego de cambiar el horario varias veces, finalmente cerca de las 22 del martes fueron al estudio, ubicado en Márquez 171, en Dolores.

Zamora se sorprendió al ver estacionar dos camionetas con cuatro o cinco personas, dos de las cuales tocaron el timbre. Tan pronto como pasaron el umbral de la puerta, uno de ellos extrajo un arma de fuego, se la apoyó en el pecho a Zamora y le dijo "esto es un asalto".

Los delincuentes maniataron al abogado y a un colega de su estudio que lo acompañaba, tomaron el dinero en efectivo que llevaban encima, unos 20.000 dólares que guardaban en una caja fuerte y las llaves de la oficina y de su casa.

Datos precisos. "Tenían datos precisos, no me preguntaron la dirección de mi casa, fueron directamente", relató el abogado en declaraciones al diario Compromiso de Dolores, en referencia a que luego de dejarlos a ambos atados con precintos plásticos y encerrados en el baño del estudio, salieron nuevamente con rumbo a su casa particular.

En su propiedad, ubicada en pleno centro de Dolores frente a la Municipalidad, sorprendieron a la esposa de Zamora y a su nieta, las amenazaron con dispararles y aumentaron su botín con otros 30.000 dólares y cerca de 2.000.000 de pesos que tenían guardados, y escaparon.

Comentarios