Edición Impresa
Sábado 29 de Diciembre de 2012

Revelan que los argentinos son los que mejor inglés hablan en América latina

Es un informe de la empresa de estudios de idiomas Education First que compara el manejo de esta lengua en el mundo

Un estudio revela que los argentinos son los que mejor inglés hablan en América latina. Se trata del informe 2012 de la empresa de estudios de idiomas "Education First" (EF), por el que se encuestaron a casi 2 millones de personas de 54 países de todo el mundo, para realizar una medición estandarizada sobre el nivel de esta lengua extranjera. El país ocupa el puesto 20 sobre las 54 naciones analizadas.

De acuerdo a este relevamiento, la Argentina tiene un nivel medio de manejo del inglés, pero así y todo se ubica en el primer lugar respecto de otros estudiados en la región. Le siguen —en este orden— Uruguay, Perú, Costa Rica, México, Chile, Venezuela, El Salvador, Ecuador y Brasil.

Razones. ¿Cómo se explica que el mayor nivel de manejo de esta lengua extranjera en el país? Según el informe, la Argentina es el único país en América latina con un nivel de inglés moderado, y esto se debe, en parte a que "el índice de alfabetización es más elevado que el promedio de la región (del 97 por ciento en comparación con el 89,9 por ciento) y el promedio de años de escolarización (15,1 años) también es muy superior al promedio regional (13,1 años)".

También se considera que el país "ha disfrutado de índices elevados de matriculación en las escuelas primarias y secundarias desde la década del los 70, época en la que la mayoría de sus vecinos todavía educaba a menos de la mitad de los niños hasta el 6º grado (12 años)". Igual, para los promotores de este trabajo en el país no hay un desarrollo económico suficiente para impulsar un mejor nivel de conocimientos de esta lengua. En el mismo sentido, analizan que en la región latinoamericana aún la educación pública es muy desigual.

La referente de EF en el país, Elinel Atencio, opinó sobre estos resultados que "la Argentina es el país con mejor nivel de inglés en la región, esto se explica porque a diferencia de sus países vecinos de continente, en colegios privados de Argentina el inglés no sólo es obligatorio, sino que los alumnos deben rendir exámenes internacionales para poder graduarse. También la enorme competencia entre escuelas privadas pasa por el inglés, y desde la escuela pública el nivel de exigencia es mayor al de otros países". Y agregó que "ya desde el jardín de infantes los niños aprenden su segundo idioma".

A su vez, y ya sobre la perspectiva laboral que representa manejar esta lengua, la directora de la consultora de recursos humanos Move, Mariana Finkelstein, consideró que "las empresas en la Argentina buscan para determinadas posiciones personas que manejen fluidamente el inglés. Además, es un valor agregado si viajaron y lo aprendieron en el extranjero ya que la vivencia intercultural hoy también es un valor en el mundo globalizado. Afianza el idioma en contexto y en relación con las diferentes culturas donde lo adquirieron".

Utilidades. También de este trabajo comparativo entre países y sobre la utilidad de manejar esta lengua, el estudio de EF asegura que "el inglés es un componente clave para el bienestar económico, tanto desde un punto de vista nacional como individual. Un mejor nivel de inglés está vinculado a un mayor nivel de ingresos, así como a más exportaciones, a un entorno más favorable para los negocios y a una mayor innovación".

Otra de las conclusiones a las que se arriba es que "las mujeres hablan inglés mejor que los hombres a nivel mundial y en casi todos los países". Esto se repite para la Argentina, aunque a nivel región latinoamericana casi no hay diferencias con los varones. Además se señala que "los jóvenes profesionales con edades de entre 25 y 35 años son el grupo que mejor habla inglés"; y que "los sectores en los que se aprecia un mejor nivel de inglés son aquellos con un ámbito global, como el del turismo y los servicios de consultoría".

Otros países. El trabajo concluye que el nivel de inglés en Europa es el mejor en comparación con las otras zonas, y "que a pesar de contar con algunos de los mejores sistemas educativos del mundo, en los países asiáticos no se consigue que los niños alcancen un nivel de inglés alto". Y por otro lado que "emigrar a un país de habla inglesa no garantiza llegar a dominar el idioma. El nivel educativo general y los conocimientos de inglés que se tienen antes de emigrar, así como el acceso a la educación después de la llegada al nuevo país, parecen ser factores mitigantes clave".

Para quienes desarrollaron esta comparación (la empresa EF, especializada en el aprendizaje de idiomas y de viajes educativos) no hay dudas: "El inglés permite a emprendedores, ejecutivos, investigadores y funcionarios, así como a profesores, programadores, secretarias y estudiantes acceder a recursos y oportunidades que, sin él, serían simplemente inconcebibles. Los efectos que el inglés tiene en la economía global son innegables".

Según explican en el informe 2012, "desde un punto de vista histórico, hablar un segundo idioma, o de forma más específica, hablar un segundo idioma altamente valorado, era algo propio de la élite social y económica". Repasan entonces que "el inglés extendió su influencia bajo el Imperio Británico y durante la expansión económica de Estados Unidos después de la guerra. Debido a ello en muchos países pasó a desempeñar el papel que hasta ese momento correspondía al francés como marca distintiva de las clases altas".

No obstante —continúan— "la globalización, la urbanización e internet han modificado de forma drástica el papel del inglés en los últimos 20 años. Hoy en día, el nivel de inglés se está convirtiendo, cada vez más, en un conocimiento básico para toda la población activa".

Enseñanza. En otro aspecto, el informe profundiza también en la enseñanza del inglés y asegura que cada vez más "se está centrando en la comunicación y el uso práctico". Afirman de esta manera que "la enseñanza del inglés tanto para adultos como para niños tiene que evolucionar hacia la enseñanza de estrategias de comunicación satisfactorias". "Serán necesarios varios años para que esta evolución empiece a estar presente en las aulas y en los centros de examen de todo el mundo, pero los estudiantes que reciban este tipo de formación basada en la comunicación estarán mucho mejor preparados para el mercado laboral del futuro que aquellos que se limiten a memorizar las normas gramaticales", auguran.

"Incluso los hablantes nativos de inglés que trabajan en entornos multilingües se benefician de una formación basada en escuchar atentamente y en usar tácticas de reformulación para lograr una comunicación más fluida con hablantes no nativos", añaden.

El EPI (English Proficieny Index, que significa Indice de Nivel Inglés) que impulsa la EF permite establecer una comparación entre países y a través del tiempo de los conocimientos medios de inglés de adultos procedentes de diferentes países. El informe completo se puede conocer en www.ef.com/epi.

Comentarios