Policiales
Jueves 16 de Febrero de 2017

Recapturaron a un experto en fugas que había dado su último golpe con una silla de ruedas

Se había escapado el mes pasado del penal mendocino de Almafuerte, escondido debajo de un cómplice. Fue detenido en el marco de una causa por estafas.

Un delincuente experto en fugas, conocido como "Meteoro", que el mes pasado se escapó del penal mendocino de Almafuerte escondido debajo de un cómplice en una silla de ruedas, fue recapturado hoy en la provincia de Córdoba en el marco de una causa por estafas, informaron fuentes policiales y judiciales.
Se trata de Víctor Ignacio Suárez (43), quien el 24 de enero último no fue hallado en su celda al realizarse el recuento de presos en las instalaciones de la mencionada cárcel situada en la localidad mendocina de Cacheuta.
Según las fuentes, Suárez fue detenido ayer en una playa de estacionamiento ubicada frente al Paseo del Buen Pastor, en Nueva Córdoba, por efectivos de la Policía local y bajo las directivas del fiscal de Distrito 1, Turno 1, Enrique Gavier, quien lo imputó en una causa por el delito de "estafas".
Los voceros judiciales explicaron que el acusado seguirá detenido dada su "peligrosidad procesal", por haber eludido varias veces a la Justicia. De acuerdo a las investigaciones y las cámaras de seguridad que se revisaron después, en su última fuga, Suárez huyó en una silla de ruedas, camuflado con bolsas debajo de un cómplice que había ingresado al penal en horario de visitas.
Tras una investigación para establecer si recibió ayuda del personal penitenciario, varios jefes resultaron sumariados. Los responsables de Accesos de Visitas; Turnos; Módulo Dos, donde estaba alojado Suárez, y Requisas ya fueron pasados a disponibilidad en la institución, mientras que el sindicado cómplice del escape, Carlos Silva (56), quedó imputado en la causa penal.
"Meteoro" tiene un extenso prontuario de escapes de distintos penales, donde estuvo alojado en varias ocasiones por delitos relacionados a los automotores. Suárez había sido detenido en 2004 y se fugó el 4 de agosto de 2014 del penal mendocino de Boulogne Sur Mer, del que salió a pie por el sector de visita con un DNI falso.
Ese mismo año, había intentado huir de la cárcel disfrazado de anciano con una máscara de látex y con ropa que había conseguido de una visita, pero fue descubierto a metros de la calle. Tras otra fuga, fue detenido a los pocos días y alojado en el penal de Almafuerte desde donde en enero logró escapar nuevamente mientras cumplía una pena de más de cinco años.

Comentarios