El Mundo
Martes 29 de Noviembre de 2016

Putin y Bachelet, dos ausentes

La lista de jefes de Estado y funcionarios de alto nivel que concurrirán a las exequias de Fidel Castro comenzó a perder figuras de relieve.

La lista de jefes de Estado y funcionarios de alto nivel que concurrirán a las exequias de Fidel Castro comenzó a perder figuras de relieve. Ayer se supo que el ruso Vladimir Putin no tiene intención de acudir porque tiene una "agenda muy apretada", según anunció el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov. En su lugar asistirá a la despedida de los restos de Castro una delegación que sorprende por su bajo perfil. El grupo estará presidido por Vyacheslav Volodin, un aliado político del presidente ruso, y por el presidente de la Duma, la Cámara baja.

Peskov se limitó a decir que Putin está muy ocupado "preparando un discurso importante", y no podrá viajar a la Habana. La decisión de Putin se vincula al interés del líder ruso en preservar sus buenas relaciones con el presidente electo de EEUU Donald Trump, quien no ha dudado en calificar a Fidel Castro de "tirano". El Kremlin tiene también en consideración la victoria en las primarias de la centroderecha francesa de François Fillon, un amigo de Rusia, que cuenta con muchas posibilidades de ganar el año que viene la Presidencia de Francia.

La ausencia de Putin en la primera fila de los mandatarios junto a Raúl Castro es un giro importante de la diplomacia rusa respecto a la isla. Hace dos años, el gobierno ruso condonó el 90 por ciento de la deuda de La Habana con Moscú, unos 35.000 millones de dólares, que se arrastraban desde la era soviética, y el propio Vladimir Putin viajó a La Habana para escenificar junto a Raúl Castro la reanudación de la vieja alianza.

Además, la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, no asistirá al funeral de Estado de de Castro, confirmó el gobierno chileno. "La presidenta no viaja a Cuba, no va en la delegación oficial y tampoco viaja el canciller (Heraldo Muñoz)" puntualizó Paula Narváez, vocera del gobierno. En representación irá el ministro de Desarrollo Social, el comunista Marcos Barraza, quien se unirá al embajador de Chile en La Habana.

España. España estará representada hoy en La Habana por el rey emérito Juan Carlos y el secretario de Estado para Iberoamérica, Jesús Gracia. Juan Carlos es un viejo conocido de Fidel. Pero la decisión no ha gustado a algunos de los principales partidos españoles. Para el liberal Ciudadanos, la presencia del ex monarca no es necesaria "en la despedida a un dictador" al que acusa de "la represión de su propio pueblo". En el lado opuesto se situó el izquierdista Podemos, que criticó que no viaje a Cuba el ministro de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis. Al contrario que Ciudadanos, la formación consideró que la figura de un secretario de Estado es insuficiente.

Comentarios