Policiales
Jueves 13 de Octubre de 2016

Preventiva sin plazo al acusado de matar a un joven desde una moto

Jonatan Jorge Abregó fue imputado por el crimen de Gustavo Sandoval, ocurrido en marzo pasado en la zona oeste de la ciudad.

"Fue el «Tano de Larrea»", alcanzó a balbucear Gustavo "Mono" Sandoval cuando sus familiares lo llevaban en una camioneta al Hospital de Emergencias. Al muchacho acababan de balearlo en la puerta de su casa del barrio Empalme Graneros y murió algunas horas después. Ayer, siete meses después de ese episodio, "El Tano de Larrea" fue imputado como autor del crimen y le dictaron prisión preventiva.

Jonatan Jorge A., tal el nombre del acusado, fue detenido el lunes pasado en un operativo rutinario de control de tránsito en Fray Luís Beltrán. Tenía un pedido de captura en su contra por haber matado a "Mono" Sandoval.

Desde una moto. El 24 de marzo pasado la víctima, un albañil de 35 años, estaba en la puerta de su casa de Ñandubay al 1200 bis (Juan B. Justo al 6600) cuando dos hombres que pasaron en una moto Honda Twister roja abrieron fuego. Los proyectiles le atravesaron las piernas, le perforaron la pelvis y la región lumbar. Malherido, su hermano lo subió a una camioneta y lo llevó al Heca, donde murió.

Tras el hecho se supo que "Mono" había tenido en los primeros días de marzo un fuerte encontronazo a trompadas con un soldadito de un quiosco de venta de drogas ubicado en inmediaciones de Fraga y Olivé, a unos 100 metros de la escena del crimen. Pero lo que comenzó siendo una pelea que Sandoval creyó ganar, con el correr de los días se transformó en un calvario. Primero fue baleado en una pierna y después asesinado.

En la audiencia de ayer el fiscal Rafael Coria le atribuyó a Jonatan A. los delitos de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y portación de arma de fuego sin autorización legal y requirió la prisión preventiva sin plazo. El pedido fue convalidado por el juez Héctor Núñez Cartelle. Una de las evidencias que exhibió el responsable de la acusación fueron las últimas palabras que musitó la víctima a sus familiares mientras lo llevaban al Heca.

Mensajes reveladores. En medio de la pesquisa los agentes de la Policía de Investigaciones (PDI) allanaron el domicilio de A. y secuestraron tres celulares. Uno de los aparatos era de su hermano y fue peritado. En una conversación de WhatsApp entre los hermanos se refirieron al homicidio. "Estaba remal. Se murió. Tiraron nombres y dicen que el que tiró fue «El tano»", escuchó el imputado de su familiar.

En otro diálogo A. le hace un pedido a su hermano. "Decile al tío que saque las cosas de la moto". También le pidió que "borre los mensajes". El fiscal Coria también señaló que en las imágenes del perfil de Facebook de "El tano" aparecen sus fotos en la Honda Twister roja desde la que mataron a Sandoval.

De los testimonios de los familiares el más concreto fue el de Cristian, uno de los hermanos del muchacho asesinado. "Escuché cinco disparos y el ruido de una moto. Mientras lo llevaba, antes de desvanecerse, repitió dos veces «fue El tano»", declaró en la Fiscalía. También indicó la motivación del crimen. "Tenían problemas desde hace tiempo. La noche anterior (al homicidio) se habían peleado".

Tras el hecho A. se marchó a la casa de un tía en Buenos Aires. Regresó en mayo pasado a la ciudad. El lunes fue allanado su domicilio pero no lo localizaron. Finalmente fue detenido en un control de tránsito de rutina en Fray Luis Beltrán.

Comentarios