Educación
Sábado 04 de Julio de 2015

Por una mirada inclusiva de la niñez y la adolescencia en los medios

"Enredados" es la red de periodistas de todo el país que se comprometen a debatir este desafío.

Los estigmas y etiquetas que señalan a los niños y adolescentes como "peligrosos" o en noticias que los vinculan a en su mayoría a episodios violentos tienen una fuerte carga simbólica que no es gratuita. Deja marcas en los chicos, pero también determina su visión de lo que construyen los medios. Atento a esta demanda, se lanzó a nivel nacional "Enredados", una red de periodistas de todo el país para debatir estos temas y comprometidos en producir contenidos con una mirada que respete los derechos de los niños y adolescentes. Pero además que brinde la posibilidad de sumar la voz de los chicos en las coberturas mediáticas.

Florence Bauer por Unicef Argentina, Eduardo Rinesi por la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca) y Cyntia Ottaviano por la Defensoría del Público —las tres entidades que coordinan la red— fueron los encargados de presentar la iniciativa ante unos 40 comunicadores de las distintas provincias, de medios gráficos, radiales, audiovisuales y digitales; reunidos la semana pasada en la Casa Patria Grande "Néstor Kirchner", de la Ciudad de Buenos Aires.

Nuevo sitio. Tras una intensa jornada de debate e intercambio de experiencias acerca de las noticias que se construyen en las distintas provincias sobre temas que tienen como protagonistas a niños y adolescentes, se firmó una declaración de principios con la que se lanzó el portal www.enredados.org.ar.

El sitio reúne informes, manuales, la normativa vigente, orientaciones de trabajo e investigaciones y diversos materiales cuyo fin es servir de insumo a para las coberturas de niñez y adolescencia. Se busca además incorporar sugerencias y hasta una guía de fuentes especializadas e iniciativas vinculadas con la temática.

Entre los materiales colgados en el portal figura también un glosario. Florence Bauer, representante de Unicef Argentina, explica al respecto que incluso ciertas etiquetas o representaciones no son inocentes. Como el llamar "menor" a un niño: "Los niños muchas veces aparecen asociados a la violencia. Y en el sólo hecho que sean tratados como «menor» se los mira como un niño que necesita protección, víctima de la violencia, que tiene sus derechos vulnerados o que ha cometido algún delito. Ya en el sólo hecho de clasificarlo de esta manera denota que lo miramos distinto. Mientras que al decirle niño se los representa en un entorno adecuado, en familia y con derechos contemplados", apunta Bauer.

La propuesta de "Enredados" apunta por un lado a abrir una instancia de debate sobre cómo trabajan los medios los temas de niñez. Pero por el otro lado, comprometerse a incorporar la opinión de los chicos y a que sean tenidos en cuenta, siempre respetándolos como sujetos de derechos.

"Periodistas y comunicadores coinciden en adherir y proponer la inclusión creciente de la niñez y la adolescencia en los medios de comunicación, para dar a conocer sus informaciones y opiniones, en los temas que les conciernen y según sus experiencias y nivel de desarrollo", arranca la declaración de principios a la que adhirió la red de trabajadores de prensa que conforman "Enredados"; que de hecho también proyecta extenderse y ampliar la invitación a otros comunicadores, estudiantes, académicos y especialistas en la materia.

El documento sostiene además que pese conformar un tercio de la población, la presencia de los chicos "no tiene reflejo suficiente en la comunicación a través de los medios". Y agrega: "Tomamos nota de estudios e investigaciones de orígenes diversos según los cuales la niñez y la juventud están prácticamente invisibilizadas en las agendas noticiosas".

Noticias y chicos. Otro punto sobre el que hace hincapié el comunicado de la red lanzada por el Afsca, Unicef Argentina y la Defensoría del Público es la advertencia acerca de que en su gran mayoría las noticias sobre chicos y jóvenes los vinculan a "hechos negativos, con lo extraño o con lo peligroso, lo que contribuye a que se forme un imaginario social de rechazo en especial hacia adolescentes y jóvenes, y a que las imágenes y relatos que se refieren a ellos no reflejen la diversidad y complejidad del conjunto".

Ante esto, "Enredados" se comprometió "a incorporar y ampliar prácticas para respetar la intimidad de chicas y chicos y proteger su identidad cuando su conocimiento público puede causarles gran perjuicio".

Comentarios