Economía
Miércoles 27 de Julio de 2016

Por el ajuste, la Cepal empeoró su pronóstico sobre la Argentina

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) estimó que la economía argentina caerá 1,5 por ciento en 2016, producto de la acción combinada del aumento de tarifas...

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) estimó que la economía argentina caerá 1,5 por ciento en 2016, producto de la acción combinada del aumento de tarifas, el impacto de la devaluación en los precios y la caída del consumo inducida por el recorte del salario real. Estos resultados de la política económica interna se dan en un contexto internacional complicado. Sudamérica se contraerá 2,1 por ciento en el año, al contrario de lo que ocurrirá en América Central, que tendrá una expansión de 3,8 por ciento.

República Dominicana y Panamá, con mejoras de 6 y 6,9 por ciento, respectivamente, encabezan los pronósticos de crecimiento de la Cepal. Le siguen Bolivia (4,5 por ciento) y Nicaragua (4,4 por ciento). Más abajo están Perú (3,9 por ciento) Paraguay (2,8 por ciento), Colombia (2,7 por ciento), México (2,3 por ciento), Chile (1,6 por ciento) y Uruguay (0,5 por ciento).

Para abajo tirarán el promedio regional Brasil (-3,5 por ciento), Venezuela (-8 por ciento), Ecuador (-2,5 por ciento) y Argentina (-1,5 por ciento).

El pronóstico de la Cepal sobre Argentina coincide con las previsiones del Fondo Monetario Internacional (FMI). En abril había estimado una baja de 0,8 por ciento.

La directora del organismo latinoamericano, Alicia Bárcena, explicó que el mayor pesimismo tiene que ver con el impacto negativo que tuvieron sobre el consumo y la actividad las medidas de política económica adoptadas por el nuevo gobierno. Estas son, "el alza en las tarifas, la aceleración de la inflación debido a la liberación del tipo de cambio y la caída de los salarios reales".

Bárcena recordó que la inflación, que para diciembre de 2015 se estimó en 27,5 por ciento, se aceleró en el primer semestre del año hasta llegar a 43,1 por ciento. "La inflación es un tema, así como la depreciación del peso y las tasas de interés que se han incrementado, todo esto se combina y afecta a la actividad económica", indicó.

En el documento oficial, la Cepal pone de relieve que la proyección de crecimiento para todo 2016 depende de los escenarios que se planteen para el segundo semestre. "Sin fuentes externas de crecimiento de la demanda agregada, debido al estancamiento general del comercio mundial, con una política fiscal que, según lo anunciado por el gobierno, asumirá una posición neutra o contractiva, y ante un consumo interno retraído debido a la caída de los salarios reales, sólo una fuerte expansión de la inversión podría restablecer el crecimiento".

Pero, "incluso si se prevé cierta recomposición salarial en la segunda mitad del año como consecuencia de la desaceleración de la inflación, se estima que la contracción de la economía argentina será del 1,5 por ciento en 2016".

En junio bajó el saldo comercial

El superávit comercial de junio alcanzó 126 millones de dólares y bajó 55,9% respecto del mismo mes del año anterior. En el primer semestre del año se alcanzó un saldo favorable de 479 millones de dólares. En el mismo período de 2015 se había registrado un déficit de 483 millones. De acuerdo con los datos oficiales, durante la primera mitad del año se registraron exportaciones por 27.735 millones de dólares, con una caída del 2,6%.

Comentarios