Política
Viernes 12 de Mayo de 2017

Scioli está inmerso en un escándalo que podría minar su futuro político

El ex gobernador bonaerense Daniel Scioli retomará hoy sus recorridas de campaña por el conurbano bonaerense en medio del escándalo personal.

El ex gobernador bonaerense Daniel Scioli retomará hoy sus recorridas de campaña por el conurbano bonaerense en medio del escándalo personal que atraviesa luego de anunciar que volverá a ser padre, lo que abre un interrogante respecto a su proyección de cara a las elecciones legislativas de octubre.

Desde el entorno de Scioli indicaron que la "vocación política y accionar" del ex candidato presidencial "no va a afectarse" por la polémica de su vida privada.

"Sigue todo igual", dijeron las fuentes, y aclararon que Scioli "no interrumpió" su campaña.

El escándalo se desató anteayer cuando el ex candidato presidencial anunció por televisión que su pareja, la modelo Gisela Berger, estaba embarazada, lo que motivó que la joven, de 28 años, lo acusara de haberla tenido "prácticamente encerrada tres meses" en su quinta Villa La Ñata tratando de convencerla de que "abortara".

Berger apuntó que llegó a estar "bastante anémica" porque el ex gobernador "no" la "dejaba" ni "ir a un lugar" a hacerse "análisis", además de puntualizar que, no bien pudo realizarse estudios, le tuvieron que aplicar "20 inyecciones de hierro".

La modelo aseguró además que cuando Scioli le pedía telefónicamente que abortara, la "llamaba por otra vía, no por la común", para evitar eventuales "escuchas".

Berger, asimismo, aseguró "no" querer "hacer nada" político con el asunto, "ni para un lado ni para el otro", y sostuvo que tomó contacto con la prensa porque "estalló" de furia cuando vio por televisión a Scioli revelar el embarazo "como si fuera el papá feliz".

Ante la consulta de si Scioli podía llegar a manifestar a la prensa que no era cierta su acusación, la modelo replicó: "¿Cómo que Daniel nunca me planteó que yo termine con el embarazo? Entonces, mirá lo que te digo, para que lo tengas en cuenta: bebé muerto, bebé muerto".

La joven contó que, "en un momento en el que estaba en La Ñata, donde no salía demasiado y estaba con síntomas y no muy bien, necesitaba hacerme análisis".

"No me sentía bien y era todo un tema porque, para hacerme los análisis, (Scioli) no me dejaba ir a un lugar. Hasta que consiguieron una persona de confianza. Me hicieron los análisis y estaba bastante anémica", relató.

La joven manifestó: "El dice la noticia y mi familia no sabía. Hoy me levanté retemprano a tratar de explicar a mi familia en Córdoba, porque no sabía todavía. Porque si Daniel me dice «No digas», no lo digo. Soy una persona que estalló".

"Ayer (por anteayer) él sale con esta noticia como si fuera el papá feliz", dijo, para asegurar que esa actitud fue la que la llevó a denunciar a la prensa que el ex candidato presidencial le pidió que "abortara".

Comentarios