Política
Jueves 31 de Agosto de 2017

Marcos Peña negó manipulación en el escrutinio bonaerense

El jefe de Gabinete rechazó enérgicamente las denuncias de fraude e instó a la oposición a seguir discutiendo "en las urnas"

El jefe de Gabinete nacional, Marcos Peña, rechazó ayer las acusaciones opositoras sobre un supuesto "engaño" a la sociedad argentina el pasado 13 de agosto a partir de la demora en el escrutinio provisorio de las Paso y aseguró que, "si en octubre próximo la ciudadanía vota en contra" de Cambiemos, el oficialismo reconocerá la derrota "sin ningún problema".

Durante el informe de gestión que el ministro encabezó en la Cámara baja, el diputado del Frente para la Victoria-PJ Rodolfo Tailhade calificó la difusión de los resultados del escrutinio provisorio de las Paso como un "monumental engaño" orquestado por el gobierno y, con ironía, felicitó a Peña por la "brillante operación comunicacional" de organizar un festejo cuando el conteo parcial le otorgaba siete puntos de ventaja al candidato oficialista Esteban Bullrich sobre su rival Cristina Kirchner.

"Debo reconocer que fue brillante la mentira con la que han engañado a la gente esa noche", deslizó el legislador kirchnerista.

Peña devolvió el sarcasmo de Tailhade con una chicana: "Si hoy, luego del escrutinio definitivo, estuviéramos con la prioridad en organizar un festejo por el resultado, lo haríamos con mucho gusto. Pero estamos trabajando en otras cosas", dijo en referencia al acto de Unidad Ciudadana, que tenía previsto encabezar la ex presidenta horas más tarde (ver página 10).

"Las elecciones de Cambiemos en las Paso son resultados de los que estamos muy orgullosos y contentos y no sentimos en absoluto que se trate de un engaño", remató el ministro .

Sobre la reducción de la brecha entre ambos candidatos que se fue evidenciando con el correr de las horas según los datos parciales que iba arrojando el recuento provisorio, Peña recordó que en la primera vuelta de las presidenciales de 2015 se dio un caso similar, cuando, a las 20.30, el entonces candidato Mauricio Macri le llevaba nueve puntos de ventaja a Daniel Scioli y luego la tendencia se revirtió.

"Salvo que estén planteando que ustedes como gobierno hicieron un engaño a la población, lo que está claro es que hay un problema con un sistema que hay que modificar (ya existe media sanción), de un escrutinio que es lento y obsoleto pero que, de ninguna manera, no es transparente ni fue manipulado", resaltó el funcionario al rechazar enérgicamente las denuncias de manipulación y fraude.

En ese momento, el presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó, le cedió la palabra a Diana Conti, quien le achacó a Peña el hecho de que Cambiemos no haya reconocido la derrota, tal como ocurrió con Néstor Kirchner en 2009 y el propio Scioli en 2015.

Reconocimiento

La respuesta de Peña no se hizo esperar: "Le aclaro que las Paso son comicios dentro de los frentes electorales. No entre las fuerzas políticas. Si en octubre la ciudadanía vota en contra, lo reconoceremos sin ningún problema".

"Para el caso, sería bueno que la primera candidata a diputada nacional (de Unidad Ciudadana, Fernanda Vallejos) reconozca que perdió frente a Graciela Ocaña, o que en siete de ocho secciones electorales se perdió, que en más de 102 municipios ganó Cambiemos. Pero no viene al caso: es una Paso", completó.

Comentarios