Política
Jueves 28 de Septiembre de 2017

El sindicalista se negó a declarar y sigue preso

El secretario general de la Uocra de La Plata, Juan Pablo Pata Medina, se negó ayer a declarar en la causa en la que está detenido acusado de asociación ilícita, lavado de dinero y extorsión, al igual que su esposa, su hijo y otras seis personas de su círculo íntimo.

Tras pasar la noche en el Complejo Penitenciario Federal de Ezeiza, Medina fue trasladado a los Tribunales Federales de Quilmes, donde se negó a prestar declaración indagatoria ante el magistrado Luis Armella.

El dirigente gremial llegó al edificio con casco y chaleco antibalas, en medio de un fuerte operativo de seguridad a cargo de Prefectura, junto a su hijo Agustín Medina, quien también decidió no declarar.

Al bajar del vehículo de la fuerza de seguridad, el sindicalista hizo la "V" de la victoria con los dedos para las cámaras que lo esperaban en el lugar.

Luego del paso por Tribunales, Medina y su hijo fueron trasladados a la Unidad Nº 28 de Magdalena para la realización de exámenes médicos, antes de ser llevados nuevamente al penal de Ezeiza.

Por la causa también fue detenida Fabiola García, la esposa de Medina, acusada de integrar la asociación ilícita liderada por el sindicalista. El juez Armella también ordenó la detención de Pablo Nicolás Neves, el número dos del gremio de la Uocra, sindicado como el que se encargaba de los contactos con los empresarios.

Comentarios