Política
Martes 21 de Febrero de 2017

Dura advertencia de Carrió al gobierno: "No se pueden cometer más errores"

Para Lilita, los recientes traspiés del Ejecutivo se deben "a técnicos que viven en microclimas" y cuestionó la designación de Ceos en la función pública.

Luego de los últimos derrapes del gobierno —obligado a dar marcha atrás con el acuerdo con el Correo y la rebaja a las jubilaciones— la diputada Elisa Carrió, aliada clave de la administración de Mauricio Macri, salió a advertir ayer que "no se pueden cometer más errores" en el gobierno de Cambiemos y consideró que "la evaluación de los resultados de una gestión estatal no es lo mismo que los resultados de una gestión privada".

"Cambiemos nació para cambiar" los vicios de "la política tradicional", advirtió luego, aunque subrayó que el jefe de Estado "tiene la voluntad irrevocable de estar absolutamente alejado de estas cuestiones".

"No puede haber más errores", alertó Carrió en declaraciones radiales luego del anuncio formulado la semana pasada por el presidente Mauricio Macri, tanto en el tema del acuerdo Correo-gobierno y el de las jubilaciones.

En esa línea, planteó que "no se pueden cometer más errores. La ineficiencia también tiene que ver con esto. El Estado es mucho más complejo, tenemos fallas en el gobierno. Necesitamos gestores serios que puedan complementar la mirada política de una toma de decisión", instó.

En el caso del Correo, aseguró que "está mal" que "no" haya "existido un mecanismo (en el gobierno) para desprenderse de toda decisión que tenga que ver con grupos económicos familiares. Hay que establecer un mecanismo para siempre para que no haya conflicto de intereses".

En cuanto a las jubilaciones, admitió: "De algunas imbecilidades a veces una se cansa".

Carrió se convirtió el miércoles por la noche en una pieza clave para sostener el acuerdo entre el gobierno con la oposición para sancionar la ley de ART. Cuando los legisladores se disponían a aprobar la norma, empezaron a llegar versiones sobre la modificación que había dispuesto el gobierno para calcular la movilidad de los haberes y el entendimiento para sacar la normativa amenazó con caerse. En ese momento que Lilita pidió la palabra y realizó una moción contra el Ejecutivo y se comprometió a revertir la decisión de la Anses de rebajar las jubilaciones mediante un retoque a la fórmula de aplicación de la ley de movilidad.

"Tuve que hacer lo necesario para mantener el quórum (en Diputados), y que se vote la ley de ART. La verdad es que tuve que ser histriónica. Pido perdón si dije alguna mala palabra, pero la verdad es que a veces una se cansa de algunas imbecilidades. Inmediatamente llamé al presidente para que revirtiera la decisión", contó Carrió.

Y agregó: "Yo tengo una relación muy franca (con Macri). Discutimos. Obviamente nos decimos todo. Y finalmente el día posterior se dio marcha atrás en dos cosas que no debían haber avanzado. Esto tiene que ver con técnicos que viven en microclimas. Mandalos a trabajar a un estudio jurídico-contable, pero no los pongas de funcionarios". "Es fácil ser CEO, pero el Estado es mucho más complejo", agregó.

En paralelo, el embajador argentino en Ecuador, Luis Juez, advirtió que el gobierno está "cometiendo algunas torpezas que son difíciles de explicar" y pidió "ser más prudentes" porque, dijo, "la gente no te da un cheque en blanco".

"Venimos con una seguidilla... somos una máquina de echar mocos, ¿cómo puede ser que seamos tan pelotudos?", enfatizó el cordobés.

El sábado pasado, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, admitió que el gobierno tiene que "tratar de cometer cada vez menos errores".

"La mayor parte de la ciudadanía comparte que nuestra intencionalidad siempre es buena, que nunca hubo detrás de los errores que pudimos haber cometido una intencionalidad que afectara al bien público", sostuvo el funcionario.

Comentarios