Política
Martes 17 de Mayo de 2016

Cristina apeló el procesamiento del juez Bonadio y lo calificó de "eminentemente político"

La expresidenta está acusada en la causa que la Justicia investiga la operatoria del Banco Central en la venta de dólar futuro.

La expresidenta Cristina Fernández de Kirchner apeló hoy el procesamiento que el juez federal Claudio Bonadio le dictó en su contra el pasado viernes en la causa que investiga la operatoria del Banco Central (BCRA) en la venta de dólar futuro.
La apelación fue presentada por su abogado defensor, Carlos Beraldi, ante el magistrado, quien deberá elevarla al Tribunal de Apelaciones, de acuerdo a lo consignado por fuentes judiciales.
El letrado había anticipado el lunes que la medida sería apelada por considerar que el fallo judicial era "político".
"Los jueces deberían resolver conforme al derecho y lo que ha hecho Bonadio es lo contrario, no resolvió conforme al derecho sino resolvió a partir de sus opiniones políticas. El fallo es eminentemente político", sentenció Beraldi.
La expresidenta fue procesada por "administración infiel" en perjuicio del Estado. El magistrado tomó la misma medida con el ex presidente del BCRA Alejandro Vanoli, el ex ministro de Economía Axel Kicillof y otros 12 imputados.
La exmandataria, que está imputada en otras tres causas, fue procesada -por primera vez y sin prisión preventiva- por las operaciones de venta de dólares a futuro.
La causa fue abierta por una denuncia de los entonces jefes de los bloques de diputados opositores Mario Negri (Unión Cívica Radical) y Federico Pinedo (PRO, fuerza del Gobierno actual de Mauricio Macri).
El supuesto delito sería defraudación contra el Estado por medio de contratos del BCRA en 2015 de venta a futuro del dólar a precios menores que los de mercado, lo que habría causado al país pérdidas millonarias.
El abogado de Fernández de Kirchner señaló que en las 150 hojas que tiene la resolución judicial "se encuentran críticas a la política económica del Gobierno anterior", por lo que el juez "saca consecuencias jurídico penales que son francamente muy desacertadas".
La denuncia inicial fue presentada en octubre, sobre el final del segundo mandato de Fernández de Kirchner y en medio del clima electoral que llevó a Macri a la presidencia el 10 de diciembre.
La acusación indicó que la operatoria fue vender posiciones a futuro del dólar "a un precio aproximado de 10,65 pesos, cuando podría hacerlo sin dificultad a un valor aproximado de 14 o 15, que es el precio del mercado de Nueva York para ventas de futuros". Había en esos meses especulaciones sobre una posible devaluación del peso tras el cambio de Gobierno. Finalmente, fue una de las primeras decisiones de la administración de Macri en diciembre.
Entonces surgieron acusaciones en contra del actual jefe de Estado y su entorno, al considerar que tomaron esa medida para beneficiarse con la compra de dólar futuro que habían realizado previamente.
Fernández de Kirchner a su vez fue embargada en la suma de 15 millones de pesos (alrededor de un millón de dólares) y deberá volver a presentarse en la Justicia para notificarse.
A mediados de abril, la ex presidenta acusó al Gobierno de Macri y al Poder Judicial de "fabricar" la causa penal para privarla de la libertad.

Comentarios