Lázaro Báez
Miércoles 12 de Abril de 2017

Confirmaron que Báez no tiene una enfermedad coronaria y regresa al penal de Ezeiza

El empresario fue internado en el Sanatorio Los Arcos por una arritmia.

Lázaro Báez finalmente regresará al Penal de Ezeiza, luego de que un estudio del Cuerpo Medico Forense constatara que el empresario, quien fue internado en el Sanatorio Los Arcos por una arritmia, no tiene ninguna enfermedad coronaria.
La medida la dispuso el juez federal Sebastián Casanello, quien —en base a los resultados de los estudios realizados por el cuerpo de la Corte Suprema de Justicia— consideró que Báez no corre ningún riesgo de salud si permanece en la cárcel con los cuidados médicos correspondientes, indicaron fuentes judiciales.
Baez, quien se encuentra detenido desde hace un año acusado de lavado de dinero, continuaba hoy internado en el Sanatorio Los Arcos, en terapia intensiva según dijo su abogado, y se esperaba que en breve se produjera su traslado al penal de máxima seguridad de Ezeiza.
El dueño de Austral Construcciones fue ingresado ayer por la tarde al centro médico ubicado sobre la Avenida Juan B Justo en el barrio porteño de Palermo, donde estuvo acompañado por su exesposa Norma Calismonti: allí se le practicó un cateterismo cardíaco para subsanar la arritmia, indicó su abogado Gabriel Palmeiro.
Báez, quien está detenido desde el 5 de abril de 2016 por presunto lavado de dinero, reclamó en reiteradas ocasiones que se le otorgara el beneficio de la prisión domiciliaria debido a problemas en su estado de salud, aunque su pedido no le fue concedido en las diferentes instancias judiciales.
Según señaló en octubre pasado la defensa del empresario, Báez sufre de un "estado depresivo ansioso" y reclamó en ese sentido que la Justicia le impusiera el programa de vigilancia electrónica, para que fuera monitoreado en su domicilio particular.
El empresario también sufre de diabetes e hipertensión, por lo que habitualmente toma medicación dentro del penal.

Comentarios