Política
Sábado 05 de Agosto de 2017

Boudou fue sobreseído en la causa de los papeles "truchos" de un auto

El Tribunal Oral Federal Nº1 declaró "prescripto" el pleito, pero no argumentó sobre su inocencia. La Fiscalía había pedido tres años de prisión.

El Tribunal Oral Federal Nº1 sobreseyó ayer por "prescripción" al ex vicepresidente Amado Boudou en el juicio en el que estaba acusado de una supuesta falsificación de documentos en la transferencia de un auto.

Al leer la sentencia en los Tribunales Federales de Comodoro Py, los jueces declararon "extinguida por prescripción la acción penal" contra Boudou "en cuanto al hecho por el cual fuera acusado y en consecuencia" decidieron "sobreseerlo en dicho delito", esto es por presunta falsedad ideológica.

Los magistrados Gabriel Eduardo Vega, José Antonio Michilini y Adrián Grünberg también sobreseyeron por los mismos motivos a la ex pareja del ex vice Agustina Seguín, y a los gestores a cargo de los trámites, Rodolfo Basimiani y Andrés Alberto Soto; mientras que María Graciela Taboada de Piñero, titular del Registro Automotor Nº2 de la ciudad de Buenos Aires, fue absuelta.

En el veredicto los magistrados no se expidieron sobre si existió o no un delito en la causa, es decir la supuesta falsificación los papeles de su auto Honda CRX, sino que hicieron referencia al paso del tiempo, teniendo en cuenta que la prescripción para el delito de falsedad ideológica es de ocho años.

Los fundamentos se darán a conocer el próximo 11 de agosto, a partir de la cual la fiscalía a cargo de Stella Maris Scandura —quien había pedido tres años de prisión para Boudou— podrá apelar el fallo ante la Cámara Federal de Casación Penal.

Este sobreseimiento es clave para Boudou, teniendo en cuenta que con una condena podía correr riesgo su libertad cuando sea juzgado por la compraventa de la ex Ciccone Calcográfica, que se prevé se realizará cerca de fin de año.

El ex vicepresidente recibió el veredicto con emoción: agradeció a sus abogados y abrazó a sus acompañantes, antes de retirarse por una de las puertas laterales más cercanas a la sala de debate sin realizar declaraciones, en medio de un enjambre de cronistas.

Los jueces, con voto dividido (Michilini lo hizo en contra), no evaluaron sobre la inocencia o culpabilidad del ex vicepresidente sino que sólo que consideraron extinguida la acción penal por el paso del tiempo.

El vehículo Honda CRX del Sol fue adquirido por Boudou en 1993, antes de ser funcionario, y en 2001 comenzó recién los trámites de inscripción del rodado, finalizándolo dos años más tarde: según la denuncia, buscaba ocultar el vehículo durante el proceso de divorcio de su primera y única esposa, Daniela Andriuolo, radicada hace varios años en Italia.

La causa comenzó en el 2009 de la mano del juez federal Claudio Bonadio y el fiscal Guillermo Marijuan, y en el 2015 llegó a manos del Tribunal Oral Federal Nº1.

La acusación era por haber insertado datos falsos en la transferencia de ese vehículo: el 04 tenía inscripta la dirección Berón de Estrada 2708, que no existe; el 08 contiene firmas apócrifas; y en el 012 no anotó el cambio de motor que hizo entre 1994 y 1995.

"Toda la documentación que presentó era apócrifa, todo era falso", había insistido la fiscalía. para pedir la condena de tres años de prisión del ex funcionario.

Los casos que complican más al ex vicepresidente

Amado Boudou tiene un frente judicial complicado pues, además de tener que afrontar un nuevo juicio oral y público en breve, se le suman múltiples causas penales.

   A pesar de haber sido sobreseído en el juicio por irregularidades en la inscripción de un vehículo, Boudou es también uno de los principales imputados en el caso por la compra de la ex Ciccone Calcográfica.

   En este caso se encuentra acusado por negociaciones incompatibles con la función pública y cohecho, pues para la Justicia tuvo interés a través de terceros de hacerse de la fábrica y luego contraer convenios con el Estado para imprimir billetes. En este caso, el Tribunal Oral Federal Nº4 anunciará en los próximos días la fecha de inicio del juicio, prevista para este año para luego de las elecciones primarias.

   Asimismo, en los próximos días el fiscal federal Ramiro González pedirá que Boudou vaya a juicio por la compra de 19 vehículos de lujo en diciembre de 2009, cuando estaba al frente del Ministerio de Economía y por la cual se sospecha se pagaron sobreprecios.

   Boudou actualmente es investigado también por presunto enriquecimiento ilícito por parte del juez Ariel Lijo, el mismo que ya intervino en el caso Ciccone, y está en marcha un peritaje a cargo de contadores expertos de la Corte Suprema de Justicia para conocer detalles de su patrimonio.

   Precisamente, ese juez ya lo indagó y resta que defina además si lo procesa por la renegociación de la deuda pública en 2009 de Formosa para con el Estado nacional: en la maniobra intervino asesorando a la firma The Old Fund y se le pagó una comisión millonaria.

Comentarios